English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

miércoles, 31 de octubre de 2012

MAXIMILIANO KRAH Y LA FUNDACION JAIDHOF




En una entrevista otorgada al periódico The Remnant, Maximiliano Krah se burla de los fieles de la FSSPX haciéndose pasar por una "blanca paloma". "Soy Católico y no soy masón"- dijo. Y no ocultó de ningún modo su simpatía por el Estado de Israel.
Durante la entrevista, se tocó el tema de la fundación Jaidhof:


Siscoe:  Se menciona otra compañía, la Jaidhofer Foundation. ¿Puede hablar de esta empresa?

Krah:   Sí, esta fundación está relacionada con la Fraternidad San Pío X, y no es absolutamente ningún secreto. Hay una familia en Austria, que quería donar a la Fraternidad San Pío X, pero no quería hacerlo directamente. Querían establecer una fundación que apoyaría a la FSSPX. Y en cada fundación se necesitan fideicomisarios. Es una especie de fideicomiso, y yo soy uno de los fideicomisarios. Fui elegido por la familia que estableció la fundación, en primer lugar porque soy un abogado católico tradicional, con enlaces en la Fraternidad San Pío X, y en segundo lugar debido a mi historial profesional. Esta fundación apoya a la Fraternidad San Pío X usando el dinero que fue donado por la familia. A modo de ejemplo, se está apoyando el proyecto de nuevo Seminario en Virginia. No tiene nada que ver con las donaciones individuales que las personas dan a la FSSPX. Todo lo que hacemos es completamente transparente. Somos supervisados ​​tanto por la Casa General de la Fraternidad San Pío X, como por la autoridad fiscal austriaca, porque somos filantrópicos, y eso significa que estamos libres de impuestos. Siempre debemos abrir nuestros libros a los poderes públicos. Así que tenemos dos supervisores, por así decirlo, y todo lo que hacemos es completamente transparente y limpio. 

COMENTARIO:
Esta fundación y este dinero ¿son tan transparentes como dice Krah?
En primer lugar el dinero es judío. Nada más y nada menos que 90 millones de Euros.
Este dinero se hizo en sociedad con los Rothschilds de Viena, pero Rosa von Gutmann, la benefactora, no era judía, ella apoyaba a Monseñor Lefebvre en los 70’s (apoyo genuino o aparente, no se sabe.) 

Su esposo, Wolfgang era mitad judío por sangre. 

El padre de Wolfgang, Max Ritter von Guttman fue un judío que se casó con una gentil y, aparentemente, se convirtió al catolicismo después. Fue un socio de negocios de Albert Salomon Anselm Freiherr von Rothschil en la empresa Vítkovice Ironworks. Max Ritter von Guttman estuvo también en el negocio de la banca, apoyado sin duda por sus amigos los Rothschild.
La empresa Vítkovice Ironworks formaba parte de un imperio de minas de carbón y otras industrias relacionadas que fue erigida por el padre de Max Ritter von Guttman, el señor Wilhelm Wolf Isaak Ritter von Gutmann y el padre de Albert Salomon Rothschild, el Barón Anselm Salomon Freiherr von Rothschild. 

El esposo de la señora Rosa von Gutmann murió en 1964. Cuando Rosa murió, heredó el 30% de su fortuna al distrito de Austria de la FSSPX, el cual recibió la herencia en el 2003. Ese 30% de la herencia incluye una pequeña parte de la finca forestal Jaidhof (ahora la casa de distrito) y 90 millones de euros.
Pueden consultar la genealogía de la familia Gutmann en este enlace:

en  donde consta la relación de esta familia con los Rothschild.
Y en este enlace verán el deceso del señor Barón Moritz von Gutmann, el último judío de la familia: http://archive.jta.org/article/1934/07/15/2816446/baron-mortiz-von-guttman-vienna-jew-coal-king-dies
Ahora bien, si quieren conocer el castillo Jaidhof de la FSSPX, visiten este enlace:
Quizá los fieles no deban sacrificar de sus ingresos para las arcas de la F$$PX, pensemos mejor en hacer un "guardadito" para los sacerdotes de la resistencia y Monseñor Williamson, o el Monasterio de la Santa Cruz, quienes verdaderamente necesitan nuestras limosnas.