English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

domingo, 19 de enero de 2020

LUCTUOSO ANIVERSARIO


FOTO DE LA PEREGRINACIÓN DE LA FSSPX A ROMA EL AÑO 2000


21 DE ENERO: LUCTUOSO ANIVERSARIO


“No se puede dar la mano a los modernistas y al mismo tiempo conservar la Tradición”.
Monseñor Lefebvre


“Son los liberales los que han permitido que se instale la Revolución, precisamente porque ellos han tendido la mano a los que no tenían sus principios”.
Monseñor Lefebvre


Este 21 de enero se cumple el décimo primer aniversario de un hecho capital en la caída(1) de la congregación sacerdotal más fuerte que tuvo la Tradición católica en el siglo XX, aquella que nació como foco de resistencia a la revolución modernista consumada en el Concilio Vaticano II y que hoy, pudiendo encabezar la resistencia a la secta modernista que desde el Vaticano destruye todo lo que sea católico, a cambio se muestra permisiva, cordial, dialogante, pusilánime y silenciosa ante sus impresionantes ataques a la fe, la Iglesia, la tradición y la moral. Quizás todavía no se advierta el carácter simbólico de aquel hecho, que nos hace pensar en compararlo con la caída del muro de Berlín. Nos estamos refiriendo, claro está, al llamado “levantamiento de las excomuniones” que supuestamente recaían sobre los obispos de la FSSPX, aunque éstos negaran siempre su validez.

Para decirlo usando palabras de quien fuera uno de los artífices de la traición (esto dicho en sentido objetivo, de lo subjetivo no podemos obviamente hablar), recordemos lo que declaraba cierta vez Monseñor Bernard Fellay:  

“Permítanme ayudarlos a entender lo que “las excomuniones” significan para la Fraternidad. Primero, yo estoy absolutamente seguro que esas excomuniones han sido una gran bendición y una protección de Dios. Sí, con esas excomuniones, nosotros hemos estado protegidos. ¿Por qué? Porque Roma ha construido una pared entre ellos y nosotros, de tal manera, que todas las balas que puedan dispararnos, van directamente hacia la pared y a nosotros ni siquiera nos tocan” (2)

Decía verdad el Superior general por aquel entonces. Sin embargo, contradictoriamente, tiempo después, en medio de una maniobra diplomática largamente gestada, se aceptaba que la Roma modernista quitara esa “bendición y protección de Dios”.

Pero hasta allí, la FSSPX había considerado y declarado siempre nulas e inexistentes esas excomuniones. Largos y meritorios estudios se han realizado ya demostrando esto (en los sitios web de la misma Fraternidad se sigue afirmando esa nulidad). Ningún “complejo de culpa” ni “duda” pesaba sobre los miembros de la Fraternidad, que continuaban haciendo lo que la Iglesia había hecho siempre, sin caer en el espíritu cismático o sedevacantista. Monseñor Lefebvre llegó a considerarlas una condecoración, por venir de parte de quienes combatían el reinado de Cristo (liberales, masones y modernistas protestantizantes y judaizados). Más aun, a partir de la llamada “Operación supervivencia” lanzada por el Arzobispo con las consagraciones episcopales de 1988, no a favor de la propia congregación sino de la Iglesia toda, la Fraternidad San Pío X se había visto muy fortalecida. La sanción de los modernistas romanos no hizo sino confirmar el buen camino que estaba siguiendo. La persecución la robustecía y permitía que la Tradición sostenida por ella estuviere a salvo.

Pero todo eso, con el tiempo y merced a las intrigas y maniobras más o menos ocultas de los jefes de la Fraternidad que sucedieron a su Fundador, todo eso se esfumó.

Esa “gran bendición” y “protección de Dios” como decía Mons. Fellay, fue quitada debido a que la estrategia de Roma cambió el palo por la zanahoria y la cachetada por la caricia. Y, ya sea merced a una infiltración, y/o a la ceguera liberal de algunas de sus máximas autoridades, se fueron tras la zanahoria. Había que buscar la paz con los modernistas. Había que ser “normalizados” por los anormales.

Y entonces, la FSSPX se auto engañó, en pos de sus ambiciones corporativas. Fue lo más fácil seguir con la corriente y adherir a la mayoría. “La mayoría no puede equivocarse” (Conferencia de Mons. de Galarreta en Villepreux, Francia, 13-10-12). 

Todavía no se comprende la extrema gravedad de aquello.

En un magnífico estudio que hace Rafael Gambra sobre “La inteligencia en peligro de muerte” de Marcel de Corte, dice el filósofo español que esa obra “puede verse en cierto modo como el análisis de la historia que lleva del engaño ficticio a su realización”(3). Está hablando de cómo llega a realizarse la teoría o hipótesis inicial de Descartes, que terminó descalabrándolo todo. Pues bien, por aquel gesto de entonces la FSSPX entró de lleno en el movimiento de la historia de la Iglesia modernista, a través de una inteligencia que en realidad no fue otra cosa que astucia, lo que la llevó al propio engaño. Pensó que a partir de aceptar la hipótesis de que estaba realmente excomulgada –aunque sin creerla- iba a poder construir todo un sólido andamiaje que fortaleciera su posición de frente a los romanos. Pero todo le salió mal. Nada sólido se puede construir fuera de la verdad.

sábado, 18 de enero de 2020

COMENTARIO ELEISON Número DCLIII (653) - 18 de enero de 2020

Profesor Drexel – III

”Esperémosla tranquilamente, alma mía. Las malas acciones,
Aunque toda la tierra las oculte, se descubren al fin a la vista humana”. (Hamlet, I, 2)
En el tercer y último extracto para estos “Comentarios” del admirable libro del profesor Drexel de los años ‘70 en Austria, “La fe es más grande que la obediencia”, tenemos derecho a pensar que es Nuestro Señor quien habla, porque en sí mismo, el mensaje es enteramente ortodoxo, y en el contexto de la confusión en la Iglesia que siguió al Vaticano II (1962–1965), es una clara señal de que la Iglesia oficial estaba yendo por el camino equivocado, como lo sigue haciendo, hasta bien entrado el siglo XX. Para el clero católico, el mensaje es una clara advertencia: si insiste en seguir la nueva dirección de los hombres para abandonar la verdadera religión de Dios, se enfrenta a una espantosa condena en el infierno cuando muera. Para los laicos católicos, el libro es un estímulo igualmente claro: si con fe y valor permanecen fieles a la verdadera Iglesia, su recompensa será grande en el Cielo. Tanto para el clero como para los laicos, el mensaje está totalmente vigente en el año 2020.
MAYO, 1974.
No os dejéis abatir por la confusión y las herejías de los sacerdotes infieles y apóstatas, cuyo cuerpo y disfrute sensual cuentan más que el amor de Mi Iglesia y de las almas inmortales. Que todos los creyentes verdaderos y auténticos sepan que los enemigos interiores y exteriores de la Iglesia perecerán – para siempre – a menos que vuelvan con arrepentimiento interior a la única doctrina de la Iglesia.
Te lo digo: Se levantarán sacerdotes, que aún ahora están siendo formados, escondidos en silencio para el futuro y para el tiempo – que vendrá pronto – en que con espíritu apostólico, siguiendo las huellas de los santos, por ese orden divino y por esa unidad de Mi Iglesia Católica que Yo deseo, darán un paso adelante con una santa reverencia por el misterio y el milagro de la Sagrada Eucaristía. (Esta es seguramente una profecía de los jóvenes sacerdotes de la Tradición que comenzarían a salir de Écône en pequeño pero significativo número en 1976).
JULIO, 1975.
Mi Iglesia vive en medio de la apostasía y la destrucción. Ella vive entre numerosas personas fieles y leales. En la historia de Mi Iglesia, siempre ha habido tiempos de decadencia, deserción y devastación, a causa de malos sacerdotes y pastores tibios. Pero el espíritu de Dios es más fuerte, y sobre las ruinas y el cementerio de la infidelidad y la traición ha levantado a la Iglesia y la ha hecho florecer de nuevo, sólo que más pequeña que antes. La obra de mi siervo Marcel en Écône no está a punto de perecer! (El “Marcel” aquí mencionado es, por supuesto, Mons. Lefebvre que fundó en 1970 el seminario tradicional de Écône).
MARZO, 1976.
Mi fiel hijo Marcel, que está sufriendo tanto por la Fe, está en el buen camino. Es como una luz y un pilar de la verdad, que muchos de mis sacerdotes ordenados están traicionando. La fe es más grande que la obediencia. Por lo tanto, es Mi voluntad que el trabajo para la educación teológica de los sacerdotes continúe, en el espíritu y de acuerdo a la voluntad de Mi hijo Marcel, para así contribuir poderosamente al rescate de Mi única y verdadera Iglesia. (Quien tenga oídos para oír, he aquí el respaldo más claro de la Tradición Católica).
DECIEMBRE, 1976.
Los que se preparan para el sacerdocio y entran en los seminarios bajo los obispos diocesanos, entran sin tener una fe íntegra y profunda en la Transubstanciación; y no pocos candidatos al sacerdocio coquetean con la idea de casarse algún día. Por lo tanto, no está lejos el tiempo en que la gente estará sin sacerdotes en muchos lugares.
Sin embargo, los sacerdotes que ven en el Sacrificio sacramental de la Misa el más verdadero y santo de los sacrificios, y que celebran con una santa reverencia el misterio de Mi Cuerpo y Sangre, como lo hace Mi digno servidor Marcel, son perseguidos, despreciados y proscritos.
Kyrie eleison.

domingo, 12 de enero de 2020

COMENTARIO ELEISON Número DCLII (652) -11 de enero de 2020


Profesor Drexel – II
Lo más agudo aquí debajo el dolor, la angustia,
La más dulce e incomparable compensación en el Cielo!
Como muchos presuntos mensajes del Cielo, si alguien dijera que la esencia de los mensajes dados al profesor Drexel de 1970 a 1977 ya está en el Evangelio, a saber, “Bienaventurados seréis cuando los hombres os vituperen y os persigan... porque vuestra recompensa es grande en el Cielo” (Mt. V, 11–12), tendría toda la razón. Pero si continuara diciendo que sus mensajes no son necesarios porque ya están en el Evangelio, estaría muy equivocado. En los años 70 comenzó la tortura moral de muchos buenos católicos desgarrados por los sacerdotes del Vaticano II entre su fe católica y su obediencia católica. Fue necesario que Nuestro Señor mismo dijera a almas como el Prof. Drexler, una y otra vez, que fueron Sus propios sacerdotes los que traicionaron.
En efecto, los católicos que durante 400 años se habían salvado por su obediencia al fiel Concilio de Trento (1545–1563) no podían, para empezar, comprender que ya no se podía dar la misma obediencia al infiel Concilio Vaticano II (1962–1965). Para el año 2020 la fidelidad del arzobispo Lefebvre a la inmutable fe pre-conciliar y a la misa han tenido tiempo de levantar la Tradición en toda la Iglesia (aunque todavía hay un largo camino por recorrer), pero en 1970 era simplemente inconcebible, excepto para unas pocas almas, que el Papa católico y los obispos y sacerdotes pudieran estar demoliendo la Iglesia. De ahí la necesidad de mensajes como este del 3 de julio de 1970 de Nuestro Señor (como bien se puede creer) al profesor Drexel:—
“Tengan buen espíritu y no se dejen desanimar por los disturbios e intentos de demolición de Mi Iglesia, ni por la subversión del orden del mundo. Es verdad que Satanás y sus poderes demoníacos están en acción como nunca antes en la historia de la humanidad y de la Iglesia. Pero por la influencia de Dios y la acción del Espíritu Santo, ¿no se está creando una Obra que, más que cualquier otra obra, pide la ayuda de los ángeles, de las potencias sobrenaturales y de los buenos espíritus? Esta obra es de origen divino! Que todos los fieles de Mi Iglesia caminen en paz y con firmeza hacia el futuro.
Satanás se enfurecerá, y sus mejores ayudantes son los sacerdotes que se han alejado, interior y exteriormente, de su fe y su consagración. María Inmaculada, nunca tocada por el pecado, saldrá victoriosa. Aunque Mi rebaño que me sigue a Mí y a Mi cruz, y que es fiel y con amor cree en la santa presencia de Mi Cuerpo y Sangre, puede reducirse, sin embargo la fe y la oración, la profesión de fe y esperanza, y el amor a la verdad, triunfarán al final. Las tempestades pueden rugir. En la naturaleza pueden romper las rocas y reventar las presas. Pero Dios es todopoderoso, la verdad es más fuerte, la gracia es más rica y más abundante, y por eso la Roca que he fundado durará hasta el final”.
En la misma línea están las palabras del mensaje del 5 de marzo de 1971 al profesor Drexel:—
“No se desalienten por la actual opresión interna y externa de mi Iglesia. Es desde adentro que los siervos de Dios se han vuelto infieles a su vocación y a su gracia (...) Estos son los sacerdotes y teólogos, como se llaman a sí mismos, que me han abandonado y traicionado, y que todavía me persiguen. Su número aumenta (...) Desde que caminé visiblemente entre los hombres, nunca han sido tan grandes los problemas de Mi única y verdadera Iglesia como en este momento, y la angustia sigue creciendo.
Sin embargo, no desesperen, aunque el rebaño del que hablé como Divino y Buen Pastor se haga muy pequeño, esa Iglesia que fundé sobre Pedro y que comparé con una roca, no será destruida ni por fuera ni por dentro. Pero tú y todos los que te han sido dados por el Padre, deben continuar trabajando por la Iglesia, por la fe y por las almas. Las personas que te ayuden cosecharán bendiciones por sus buenas obras, y esta bendición no se puede comparar con nada en este mundo”.
Kyrie eleison.

jueves, 9 de enero de 2020

NUEVAS FRICCIONES ENTRE LA NEO-FSSPX Y LA FRATERNIDAD DE LA TRANSFIGURACIÓN

P. Pierre-Matrie Berthe FSSPX

Medias-Presse.info (extracto)


La Fraternidad de la Transfiguración dice NO al Libro-Tesis del P. Pierre-Marie BERTHE FSSPX


[La Fraternidad de la Transfiguración es una comunidad amiga de la FSSPX. Ver información sobre ella en La Porte Latine, sitio oficial de la FSSPX de Francia. El P. Pierre-Marie Berthe es uno de los priores de la FSSPX en Francia. Tiene 40 años y fue ordenado el 2009. Nota de NP] 
El 3 de enero de 2020 fsspx.news nos informa que "en junio de 2019 apareció un estudio notablemente documentado del Padre Pierre-Marie Berthe". Parecería que este apoyo laudatorio y sin reservas por parte del editor del órgano oficial de la Casa Generalicia de la FSSPX es una respuesta defensiva al firme y valiente NO de la Fraternidad de la Transfiguración que, en La Simandre de noviembre-diciembre de 2019, denunció "a los canonistas que quieren un acuerdo a toda costa y que están dispuestos a hacer cualquier compromiso, aunque sea doctrinal".
Cabe señalar que el P. Pierre-Marie Berthe, "archivero paleógrafo (2004), doctor en historia por la Universidad de París-Sorbona (2008) y doctor en derecho canónico por la Universidad de Estrasburgo (2018)" no es un novato.
Ya entre los años 2012 y2013 fue profesor en el seminario internacional de Santo Cura de Ars y fue "desembarcado" rápidamente después de un año -así de notoria era su teología neomodernista- a pesar del apoyo explícito del Superior General de entonces a la línea abiertamente liberal. Volveremos más ampliamente en un futuro artículo sobre las ideas neomodernistas del Padre Berthe, contenidas tanto en su obra como en los escandalosos cursos que dio en Flavigny.
Hoy les entregamos el artículo completo publicado en el boletín de la Fraternidad de la Transfiguración (Mérigny), una de las tres comunidades amigas que son cofirmantes de la "Carta sobre los Matrimonios en la FSSPX".
Christian LASSALE
__________________________
Artículo completo de La Simandre [Tomado del sitio web de la asociación "Avec l'aide de Saint-Joseph"] :
"¿Es correcto escribir que "la ruptura (entre Mons. Lefebvre y el cardenal Ratzinger en mayo-junio de 1988) se produjo por razones pastorales, pero no por razones doctrinales y litúrgicas?" (Las disensiones eclesiales, un desafío para la Iglesia Católica, Ed. du Cerf 2019, p. 711).
Esta frase, escrita por un sacerdote, parece reducir el conflicto que ha existido desde el Vaticano II a un lado humano, a "una falta de confianza mutua". Y esta frase introduce otra: "Esta (la ruptura) deja intacto el Protocolo de Acuerdo que constituye una base sólida para la futura reconciliación".
Padre, si hubo una ruptura entre Monseñor Lefebvre y las autoridades romanas de la época, no fue por razones psicológicas, sino por razones doctrinales. Usted llega a escribir que "el cardenal Ratzinger fue incapaz de disipar los temores del arzobispo".
La lucha por la misa de siempre y contra la nueva misa es doctrinal. Espero que usted esté convencido de eso. Mons. Lefebvre declaró que este nuevo Ordo es "equívoco" y "peligroso para la fe". La lucha contra los errores del Vaticano II es doctrinal. Una vez más me atrevo a esperar que esté convencido de ello.
Así que por favor, si usted no ve eso, no pretenda ser el hijo espiritual de Mons. Lefebvre. Es él quien ordenó a los primeros sacerdotes de nuestra Fraternidad y, mientras tengamos un poco de lucidez, no aceptaremos que se disfrace el alma de su combate.
Tal vez sería preferible que usted dejara su comunidad en pos de un rápido reconocimiento, el que obtendrá fácilmente, dadas sus ideas, en una Diócesis o en Roma.
Ah, esos canonistas que quieren un acuerdo a toda costa y que están dispuestos a hacer cualquier compromiso, aunque sea doctrinal. Para ellos no hay crisis en la Iglesia y, por lo tanto, no hay estado de necesidad”.
La Simandre de noviembre-diciembre 2019
Fraternidad de la Transfiguración. Casa San José. “Le Bois”. 36220 – Mérigny

lunes, 6 de enero de 2020

COMENTARIO ELEISON Número DCLI (651) - 04 de enero de 2020



Profesor Drexel – I

Benditas las almas que en la tribulación perseveran,
Especialmente cuando las pruebas son más severas.
Mientras la crisis de la Iglesia y del mundo continúa sin cesar de un año a otro, en otro comienzo de Año Nuevo puede ser el momento de volver a los mensajes de Nuestro Señor de principios de los años setenta, cuando innumerables buenos católicos comenzaron a sufrir seriamente la confusión y la angustia que siguió a la imposición sobre ellos de la nueva religión del Concilio Vaticano II, que terminó en 1965. Una de estas víctimas del Vaticano II fue el P. Albert Drexel (1889–1977), prestigioso profesor de filología de Vorarlberg, en Austria, pero también devoto sacerdote católico, al que desde 1922 Nuestro Señor se le apareció con un mensaje cada primer viernes de mes para guiar su devoción.
Sin embargo, sólo a partir de 1970 se escribieron los mensajes, para ser recogidos hasta su muerte, después de la cual se publicaron en un pequeño libro todavía disponible hoy, titulado “La fe es más grande que la obediencia”. Ningún católico está obligado a creer que estas son palabras de Nuestro Señor mismo, pero los mensajes del Primer Viernes de 1970 a 1977 son su propia validación para muchas ovejas que reconocen en ellos la voz del Maestro. He aquí, por ejemplo, el mensaje del 5 de marzo de 1976, del que se han tomado las palabras citadas anteriormente, justo cuando la fe de la verdadera Iglesia y la obediencia a la falsa Iglesia entraban en el conflicto más agudo:
“El futuro se ve oscuro para ti. Tu lucha interior por la verdadera percepción y la forma de enfrentar la confusión es conocida por mí. Así que te iluminaré. Mi fiel hijo Marcel (Mons. Lefebvre) , que está sufriendo mucho por la fe, va por el buen camino. Es como una luz y un pilar de la verdad, que muchos de mis sacerdotes ordenados están traicionando. La fe es más grande que la obediencia. Por lo tanto, es mi voluntad que la obra de educación teológica para los sacerdotes continúe en el espíritu y la voluntad de mi hijo Marcel, para la salvación y la gran ayuda de mi única y verdadera Iglesia.
El espíritu del mundo se ha infiltrado en la Iglesia, y el Espíritu de Dios ha abandonado muchos corazones que fueron llamados a proclamar Su Espíritu. Hablan de otras cosas y se pierden en los trucos y trampas de Satanás. Y así corrompen al pueblo e incluso a los niños ( . . . ) Este espíritu ha penetrado en los eclesiásticos y en los monasterios y conventos, porque los monjes y las monjas han perdido y abandonado el espíritu de los Fundadores de sus Órdenes. Se han convertido en un escándalo para el pueblo y el mundo. Han perdido no sólo el amor hacia Mi Santísima Madre, sino también la reverencia hacia Mi presencia sacramental. En cambio, los monjes predican sobre las cosas del mundo, del lujo, de una vida de placer, y las monjas no hablan de los santos ángeles, y muchas ni siquiera de la Santísima Virgen y de la Madre María. Sin embargo, existen lugares de silencio y de oración, santuarios especiales en los que se honra a María, mi Madre y la Madre de la gracia.”
Quizás este mensaje de 1976 está un poco anticuado, en cuanto a que la diferencia entre los frutos del Vaticano II y los de Mons. Lefebvre han tenido tiempo de aclarar a muchas almas dónde se encuentra el verdadero Espíritu de Dios. Hoy en día, en efecto, el Arzobispo está dando cada vez más frutos fuera de los límites de la Sociedad que fundó. Sin embargo, la verdadera Iglesia de Dios sigue siendo despedazada por los lobos modernistas vestidos de ovejas, y muchas almas siguen siendo tentadas a abandonar la verdadera Fe y la verdadera Iglesia. Que presten atención a uno de los muchos extractos de los mensajes al P. Drexel, por ejemplo, del día de Año Nuevo de 1971:
“Una oscuridad se cierne sobre mi santa Iglesia. La confusión crece; cada vez más sacerdotes se vuelven infieles a su misión y a su gracia ( . . . ) pero mientras el fruto de los malvados y los impíos termina en la corrupción, el fruto de las almas fieles florecerá en una Iglesia más pura y más hermosa. Salve a los que entienden la hora y permanecen en mi amor, confiesan a Mi Madre, siguen el camino de los santos y confían en la guía de los ángeles; estas almas fieles brillarán en la oscuridad, no vacilarán ante los ataques y no se desmoronarán en medio de las pruebas . . . . ”
Kyrie eleison.

martes, 31 de diciembre de 2019

CARTA A LOS AMIGOS Y BENEFACTORES DE LAS OBLATAS DE LA SAJM


Queridos amigos,
¡Cuánto esperaba poder escribirles personalmente a cada uno de ustedes al final de este año! Pero la falta de tiempo no me permite hacerlo, de ahí estas palabras impresas.
Como el 2019 está llegando a su fin, quiero hacerles saber mi profunda gratitud por su ayuda y apoyo durante la triste crisis que provocó mi salida apresurada del Colegio San Miguel con la Hna. María Salomé. Durante esos días difíciles y durante las semanas y meses siguientes, nos habéis proporcionado apoyo espiritual, material, logístico y financiero de un modo totalmente sorprendente y no sorprendente: sorprendente por su generosidad y constancia, no sorprendente porque era el camino que se esperaba de los corazones profundamente unidos al Sagrado Corazón de Nuestro Señor por la divina caridad, y de los verdaderos hijos de María Inmaculada. Que su recompensa será proporcional a su generosidad es incuestionable, y rezamos diaria y fervientemente a Nuestra Señora y a San José por la salvación de sus queridas almas y la salvación de sus seres queridos en retribución a su caridad.
Para beneficio de aquellos de ustedes que no han oído hablar de nosotros desde abril, resumiré brevemente el desarrollo de los acontecimientos después de que dejamos la escuela.
El Padre King nos había asegurado en las últimas horas de nuestra estancia en el colegio San Miguel que nos llevaría "en santuario" a Southport (Merseyside) y, de hecho, lo había organizado todo para nosotros. Fervorosos feligreses de su Misión de San Gregorio, padres de una familia numerosa, aceptaron muy generosamente alojarnos en las habitaciones desocupadas por sus hijos mayores y cuidarnos, lo que hicieron con la mayor caridad, día tras día, durante tres meses. Mientras tanto, la Hermana María Salomé, que es ciudadana tailandesa, solicitaba un visado francés de larga estancia, ya que, desde el principio, esperábamos poder entrar en la Sociedad de los Apóstoles de Jesús y María (SAJM), erigida por Mons. Faure, con el fin de continuar simplemente nuestra vida de Hermanas Oblatas al servicio de los sacerdotes fieles a los fines que Mons. Lefebvre había dado a la SSPX. 
Decidimos que la Hermana debería intentar solicitar la ciudadanía británica, ya que ella calificó para ello después de once años pasados en el Reino Unido.  Con un pasaporte británico, ella podría viajar a Francia y permanecer allí por períodos prolongados. Era hora de que nos mudáramos de la casa de nuestros benefactores, ya que no sabíamos cuánto tiempo llevaría el proceso de naturalización. Por lo tanto, alquilamos un piso a unas pocas calles de distancia: era muy tranquilo y apartado, y el propietario demostró ser un caballero muy fiable y servicial.
El 1 de junio nos convertimos oficialmente en novicias de la SAJM. Hemos conservado los estatutos tal como fueron redactados para las Hermanas Oblatas de la SSPX por Mons. Lefebvre, con un par de modificaciones. En particular, ahora llevamos un delantal azul en todo momento, excepto en el momento de la oración. Esto fue el fruto de mucha reflexión y oración sobre la manera en que debemos distinguirnos de las Hermanas Oblatas de la SSPX. El delantal azul nos recuerda constantemente que nuestra vocación es servir a los sacerdotes como lo hizo Nuestra Señora, y que tenemos que revestirnos de sus virtudes si queremos servir bien. Mons. Lefebvre insistió en la espiritualidad mariana de las Hermanas Oblatas en sus estatutos; en particular, es notable que haya hecho del rezo diario de las quince decenas del Rosario una práctica muy recomendada para nosotros.
El 24 de junio la larga solicitud de naturalización estaba lista, y en el plazo de cinco semanas después de enviarla, la naturalización fue concedida! Nuestra gratitud hacia Dios Todopoderoso fue indescriptible.
No sin un poco de aprensión por parte de la Hermana porque iba a ser una experiencia totalmente nueva para ella, y no sin tristeza para ambas al tener que cortar nuestros lazos con la inolvidable comunidad de la Misión de San Gregorio, la Hermana María Salomé y yo dejamos nuestro santuario de Southport respectivamente en septiembre y octubre para unirnos al seminario SAJM en Avrillé (Maine-et-Loire, Francia) que está bajo el liderazgo de nuestro Superior General, S. E. Mons. Faure.
Como el edificio del seminario es demasiado pequeño para alojarnos, hemos sido invitadas -¡otra vez!- por generosos fieles a vivir bajo su acogedor techo, a pocos minutos en coche del seminario donde vamos diariamente para la Santa Misa, el trabajo y el Rosario. La proximidad del convento de los dominicos es, por supuesto, una ventaja añadida a nuestra ya increíblemente bendecida vida. La impresionante liturgia navideña (maitines, misa solemne y laudes) en el convento, que duró desde las 21:30 hasta las 02:00, permanecerá impresa en nuestras almas por mucho tiempo.
La siguiente -y esperamos que la última- etapa de nuestras andanzas será entrar en el nuevo edificio del seminario, cuando el Dios Todopoderoso lo considere oportuno. Sólo entonces podremos considerar la acogida de vocaciones para la hermosa vida de las Hermanas Oblatas. ¿Podemos confiar esta intención a sus buenas oraciones?
A cada uno de ustedes les deseamos, desde el fondo de nuestros corazones profundamente agradecidos, una feliz Navidad y todas las bendiciones para sus hogares en la Fiesta de la Epifanía. ¡Que Nuestra Señora los guarde bajo su protección maternal!
Unidos en la oración y la adoración a Nuestro Salvador recién nacido,
Hna. Mary-Elizabeth

CARTA DE UN LECTOR: LA NEO-FSSPX Y VIGANÒ



Hasta el día de la fecha, doce días más tarde de su publicación, la FSSPX sigue sin hacerse eco del extraordinario y corajudo Acto de acusación al papa Francisco y de amor a la Iglesia” de S.E. monseñor Carlo María Viganò.

Por supuesto, los fans de la FSSPX –siempre tan moderados- nos llaman a los resistentes “extremistas”, “exagerados” y de otras maneras nada amables ni mesuradas. Pero, ¿dirán lo mismo de Mons. Viganò? Parece que prefieren ignorarlo, lo cual es peor. Este hombre se está jugando la vida y está diciendo cosas con una fuerza y consecuencia en relación con la defensa de la fe, que las podría haber dicho Mons. Lefebvre. Permítasenos suponer que de vivir hoy nuestro fundador, diría estas mismas cosas y no permanecería mudo, a la expectativa de unos diálogos con Roma del estilo de los que tiene Roma con la China comunista. Diálogos de ablande y desgaste, como parte de la dialéctica marxista con que se aturde y confunde al enemigo, haciéndolo abandonar el combate. ¿O se combate y se dialoga al mismo tiempo?

Sería de esperar que la FSSPX no sólo dé a conocer ese magnífico documento de Mons. Viganò, sino que lo respalde y le dé su apoyo a un hombre perseguido por los modernistas a los que dicen oponerse. Pero ¿es posible esperar tal cosa de una congregación que ha retomado las “discusiones doctrinales” con quienes están demoliendo concienzudamente todo lo que pueden de la Iglesia? ¿Con quienes han introducido la idolatría dentro del templo vaticano? ¿Con quienes se han puesto al servicio del mundo enemigo de Cristo, representado por la ONU? ¿Con quienes afrentan y ultrajan vilmente a la Santísima Virgen María?

En relación a esto último, es interesante ver que, tras la escandalosa homilía de Francisco en la fiesta de la Virgen de Guadalupe, la FSSPX no tuvo más remedio que dar la noticia del ataque de Bergoglio a la Corredención mariana. Pero, la noticia ha durado muy poco en la plana mayor de su sitio fsspx.news. Ya toda una andanada de otras noticias -mucho menos relevantes, por supuesto- ha poblado la página.

Por cierto que cabe ver en el manejo de la información, de qué manera opera la FSSPX. Es la doblez que ya ha sido señalada por muchos observadores. El título de la noticia, es absolutamente objetivo en cuanto al hecho, es decir, que la FSSPX se maneja simplemente como una agencia de noticias:

El Papa Francisco califica de "tontería" la Corredención de la Virgen María

El encabezamiento de la nota, hace lo mismo:

Durante la homilía para la celebración de la Fiesta de Nuestra Señora de Guadalupe en la Basílica de San Pedro, el 12 de diciembre de 2019, el Papa Francisco se expresó despectivamente acerca de un título dado a la Virgen María por la Tradición de la Iglesia.

Ya en el cuerpo del artículo, señala el carácter escandaloso e impío de las palabras de Francisco:

Aun cuando no se trata de una enseñanza solemne, ni siquiera ordinaria, el acto es propiamente escandaloso: con asombrosa ligereza, el vicario de Cristo destruyó de un golpe el título de María Corredentora. Esta negación es impía porque se trata de una tradición profundamente arraigada y que ha sido adoptada y desarrollada por varios de sus predecesores, al menos hasta antes del Concilio Vaticano II.

Lo cual vuelve a colocar en el último subtítulo:

Una impiedad escandalosa

Véase que se podría haber colocado con toda justicia y verdad esas tres palabras: Una impiedad escandalosa, en el título del artículo. Pero se ha preferido aparecer en principio como “imparciales”, para luego y más abajo, decir lo que se piensa. Puesto que los sitios oficiales de la Fraternidad informan sólo de su vida interna, es el sitio de noticias -en sus cuatro idiomas- quien vierte su posición ante los hechos que ocurren en la vida de la Iglesia. Y este sitio de noticias nos dice en su portada “Noticias y análisis de la vida de la Iglesia”. No hay opinión ni polémica, sino un lenguaje generalmente neutro, impersonal, descolorido, distante, vacuo, grisáceo. Como el que se ha instalado en los púlpitos de sus capillas. Ahora bien, ¿era éste siempre el tono, la manera de expresarse de Monseñor Lefebvre? ¿Es esa la forma de hablar en medio del fragor del combate en la peor crisis de la Iglesia de todos los tiempos? Veamos cómo lo hace Viganò, leamos unos pocos párrafos de este excepcional documento:

La trágica parábola del presente pontificado avanza en una continua sucesión de golpes de efecto. No pasa un día sin que desde su supremo  trono el Sumo Pontífice contribuya a desmantelar la Sede Petrina usando y abusando de su suprema autoridad, no para confesar sino para negar; no para  confirmar sino para extraviar; no para unir sino para dividir; no para edificar sino para derribar.

Herejías materiales, herejías formales, idolatría y superficialidades de todo género: el Sumo Pontífice Bergoglio no cesa de humillar obstinadamente la autoridad suprema de la Iglesia, desmitificando el Papado, como tal vez diría su ilustre colega Karl Rahner. Su modo de actuar tiene por objeto violar el Sagrado Depósito de la Fe y desfigurar el rostro católico de la Esposa de Cristo con sus palabras y sus actos, con disimulaciones y con mentiras, con sus gestos evidentes que alardean de espontaneidad pero están meticulosamente ideados y planificados , y con los cuales se exalta a sí mismo en un incesante autobombo narcisista, mientras humilla la figura del Romano Pontífice y eclipsa la del Dulce Cristo en la Tierra.

Sus acciones se sirven de improvisaciones magisteriales, de un magisterio improvisado, líquido, insidioso como arenas movedizas; no sólo en las alturas, a merced de periodistas de todo el mundo, en esos espacios etéreos que pueden evidenciar un delirio patológico de ilusoria omnipotencia, sino también en el ámbito de las funciones más solemnes que deberían infundir un sagrado temor y reverente respeto.

El papa Bergoglio se vale de la pachamama para intentar derrotar a la Guadalupana. La entronización del ídolo amazónico en el Altar de la Confesión en San Pedro no fue otra cosa que una declaración de guerra a la Señora y Patrona de las Américas, que al aparecer se a San Juan Diego derrotó los ídolos demoniacos y conquistó a los indios llevándolos a la adoración del verdadero y único Dios gracias a su mediación materna. ¡No es ninguna leyenda!

Hace ya más de seis años que nos envenenan con un falso magisterio, una especie de síntesis extrema de todas las equívocas afirmaciones del Concilio y de los errores postconciliares que se han propagado inconteniblemente sin que la mayoría repare en ello. Sí, porque el Concilio Vaticano II abrió algo peor que la Caja de Pandora: la Ventana de Overton, de un modo tan gradual que nadie se ha dado cuenta de la alteración que se ha llevado a cabo, de la auténtica naturaleza de las reformas, de sus dramáticas consecuencias, y ni siquiera se ha llegado a sospechar quién manejaba realmente los hilos de esta gigantesca operación subversiva, que el cardenal modernista Suenens calificó de «el 1789 de la Iglesia Católica».

Alguien que dice estas verdades de a puño, merece el sostén de todos los tradicionalistas. Pero, ¿la FSSPX puede poner en riesgo su “regularización” y su “amistad” con Francisco, apoyando a un “rebelde”?

El que pueda entender que entienda.

Acaico

sábado, 28 de diciembre de 2019

LEGALISMO SUICIDA EN LA NEO-FSSPX

Fuente (extracto)
Lo que acaba de ocurrir en España muy revelador de [la FSSPX como] un ejército en retirada ante el enemigo.
El superior del distrito de la FSSPX pide a un obispo local que renueve una autorización para decir la misa en determinado lugar. Este exceso legalismo tuvo el resultado contrario: el obispo no estaba al tanto de la autorización que se había concedido y decidió terminar con la celebración de la misa tradicional [de la FSSPX] en ese lugar.

Como dice Mons. Williamson, los nuevos sacerdotes de la nueva FSSPX casi no tienen idea de los enemigos modernistas a los que se enfrentan. Hablamos con ellos, dialogamos con ellos, buscamos un acuerdo canónico con ellos. Y al final somos atrapados por ellos.


sábado, 21 de diciembre de 2019

COMENTARIO ELEISON Número DCXLIX (649) - 21 de diciembre de 2019




DOS OBISPOS

Los hombres de mediana decencia creen en el compromiso.
En la Consagración de Rusia está la solución.
Desde el verano y el otoño de 2012, cuando se volvió evidente que dos de los tres obispos de la Fraternidad San Pío X ya no sostenían la posición respecto a las relaciones de la Fraternidad con Roma que sustentaron en su carta dirigida a la Casa General del 7 de abril; seguidores de la Fraternidad, sacerdotes y laicos, se han preguntado por qué. Pocas personas, entonces o desde entonces, habrán tomado el cambio de posición de los obispos como una cuestión de personas o personalidades. Dado que la carta advertía severamente en contra de abandonar el claro rechazo de Monseñor Lefebvre a los contactos con la Roma inconversa, la mayoría de la gente tomó el cambio de los dos obispos por lo que era, a saber, un asentimiento con el nuevo principio del Superior General de contacto antes de la conversión. Sin embargo, como la Roma conciliar no había cambiado, excepto para peor entre 1988 y 2012, ¿por qué cambiaron los dos obispos?
La cuestión mantiene toda su importancia hasta hoy. ¿Qué debe ganar la Fraternidad para la Fe – ¡no la Fe para la Fraternidad! – a través de los contactos amistosos de la Fraternidad con los romanos conciliares que todavía están empeñados en su ecumenismo del Vaticano II, hasta el punto de incluir la veneración de los ídolos Pachamama por parte del Papa en los mismos jardines del Vaticano? Una cosa parece cierta: durante los últimos 20 años la Fraternidad ha arriesgado su futuro en esa amistad, y renunciar a ella ahora significaría admitir que todos estos 20 años han sido un gran error. Por lo tanto, la Fraternidad, en grave necesidad de nuevos obispos para su apostolado Tradicional en todo el mundo, no puede elegir y consagrar su propia elección de obispos Tradicionales, porque estos ciertamente disgustarían a los conciliares romanos. Así que en 2012 los dos obispos se pusieron una cruz pesada sobre sus propias espaldas, más pesada cada año – ayudaron a conducir a la Fraternidad por un callejón sin salida: en 2019 esta no puede tener, y no puede no tener, sus propios obispos.
Se dispone de información reciente que arroja algo de luz sobre la decisión de los dos obispos de abandonar la posición del arzobispo de conversión antes de los contactos, a la que se adhirieron tan recientemente. En cuanto a Monseñor de Galarreta, nos enteramos de que casi tan pronto como la carta del 7 de abril apareció en Internet, se apresuró a ir a la Casa General de la FSSPX para disculparse ante el Superior General por su aparición, a la que renunció rotundamente. ¿Pero cómo podía renunciar a la publicación sin disociarse también del contenido? Parece que la publicación le hizo temer la inminente implosión de la Fraternidad más de lo que el contenido le hizo temer el callejón sin salida de la Fraternidad, su abandono esencial de la defensa de la fe por parte del Arzobispo. ¿Fue la supervivencia de la Fraternidad más importante que la de la fe?
Monseñor Tissier de Mallerais tardó más en retractarse de su firma, por así decirlo, de la carta del 7 de abril, pero a principios de 2013 esa retractación también estaba clara. A un amigo le dio la siguiente orientación episcopal: La conversión de Roma no puede ocurrir hoy de golpe. El reconocimiento oficial nos permitirá trabajar mucho más eficazmente desde dentro de la Iglesia. Necesitamos paciencia y tacto para tomarnos nuestro tiempo y no molestar a los romanos a los que todavía no les gusta nuestra crítica al Concilio, pero estamos abriéndonos paso poco a poco, ¿no es eso lo que hicieron los Santos? Debemos seguir denunciando los escándalos y acusando al Concilio, pero debemos ser inteligentes para entender la forma de pensar de nuestros adversarios, que después de todo incluyen la Sede de Pedro. La política de Monseñor Fellay no ha fracasado realmente: nada se firmó el 13 de junio de 2012, nada catastrófico, nada extraordinario ha sucedido en los últimos 17 meses. Algunos sacerdotes nos dejaron, lo que me parece deplorable, por su falta de ellos de prudencia y de juicio, pero fue todo culpa suya. En resumen, trate de confiar más en los demás y menos en usted mismo. Ponga su confianza en la Fraternidad y en sus líderes. Bien está lo que bien acaba. Ese debe ser el espíritu de sus próximas decisiones y escritos.
Aquí terminan las razones del obispo recomendando a su amigo que siga a Monseñor Fellay. Pero, ¿han entendido bien Mons. de Galarreta, Mons. Tissier de Mallerais o Mons. Fellay las razones por las que el arzobispo rompió el contacto con los conciliares romanos? ¿No subestiman los tres gravemente la crisis sin precedentes causada por la traición pre-apocalíptica de los eclesiásticos conciliares a la Verdad y a la Fe? ¿Cómo puede el compromiso doctrinal o la política meramente humana con Roma resolver esa crisis?
Kyrie eleison.


viernes, 20 de diciembre de 2019

UN DOCUMENTO EXTRAORDINARIO: "ACTO DE ACUSACIÓN AL PAPA FRANCISCO Y DE AMOR A LA IGLESIA DE S.E. MONSEÑOR CARLO MARIA VIGANÒ"


S.E. monseñor Viganò, ex nuncio apostólico en los EE.UU., publica hoy un documento que constituye una enérgica acusación al papa Francisco, y al mismo tiempo, un acto de ferviente amor a la Iglesia.
Cita:
"Hace ya más de seis años que nos envenenan con un falso magisterio, una especie de síntesis extrema de todas las equívocas afirmaciones del Concilio y de los errores postconciliares que se han propagado inconteniblemente sin que la mayoría repare en ello. Sí, porque el Concilio Vaticano II abrió algo peor que la Caja de Pandora: la Ventana de Overton, de un modo tan gradual que nadie se ha dado cuenta de la alteración que se ha llevado a cabo, de la auténtica naturaleza de las reformas, de sus dramáticas consecuencias, y ni siquiera se ha llegado a sospechar quién manejaba realmente los hilos de esta gigantesca operación subversiva, que el cardenal modernista Suenens calificó de «el 1789 de la Iglesia Católica».
Y así, a lo largo de las últimas décadas, el Cuerpo Místico se ha ido desangrando lentamente de su linfa vital en una incontenible hemorragia: el Sagrado Depósito de la Fe se ha ido dilapidando de a poco, los dogmas han sido desnaturalizados, el culto se ha ido secularizando y profanando, la moral ha sido saboteada, el sacerdocio vilipendiado y el Sacrificio Eucarístico protestantizado y transformado en un banquete amistoso.
Actualmente la Iglesia está exangüe , invadida por la metástasis, devastada. El pueblo de Dios avanza a ciegas, analfabeto y despojado de su Fe, sumido en las tinieblas del caos y la división. En las últimas décadas, los enemigos de Dios han utilizado una táctica de tierra quemada arrasando dos mil años de Tradición. En una aceleración inaudita, gracias a la carga subversiva de este pontificado apoyado por el potentísimo aparato jesuita, le están asestando a la Iglesia un mortífero golpe de gracia.
Al papa Bergoglio –como a todos los modernistas– es imposible pedirle claridad, ya que el sello distintivo de la herejía modernista es precisamente el disimulo. Maestros del error y expertos en el arte del engaño ,«se ocupan en conseguir que se acepte universalmente lo ambiguo, presentando su lado inocuo, que les servirá de salvoconducto para introducir el lado tóxico que al principio ocultaban» (P.  Matteo Liberatore S.J.). De ese modo, la mentira, terca y obsesivamente repetida, termina por hacerse cierta y ser aceptada por la mayoría.
Es también típicamente modernista la táctica de afirmar aquello que se quiere destruir, valiéndose de términos vagos e imprecisos, promoviendo el error sin formularlo con claridad en ningún momento. Que es ni más ni menos lo que hace el papa Bergoglio con su amorfismo que disuelve los misterios de la Fe, con su característica aproximación doctrinal con la que mestiza y derriba los más sagrados dogmas, como ha hecho con los relativos a la siempre Virgen Madre de Dios.
El resultado de este abuso de autoridad es que nos encontramos ante una Iglesia Católica que ha dejado de ser católica, un recipiente vaciado de su auténtico contenido para reemplazarlo con productos de pacotilla."

jueves, 19 de diciembre de 2019

EL VATICANO CEDE MÁS ANTE LA SODOMÍA - LÚCIDO JUICIO DE UN SACERDOTE CHINO ACERCA DEL MODERNISMO - LA FSSPX PREOCUPADA DE SORTEAR UN AUTOMÓVIL DE LUJO Y DE PREPARAR LAS CONVERSACIONES DOCTRINALES CON LA ROMA BERGOGLIANA





EN TANTO, LA FSSPX:

Ha designado a estos tres sacerdotes para las nuevas conversaciones con Roma liberal y modernista: el P. Gleize, profesor de teología en Econe, que sostiene que la "iglesia conciliar" no es más que cierta tendencia incorrecta en la Iglesia Católica; el P. Gaud, que, siendo prior en Brest, promocionaba el libro de Mons. Fellay; y el P. Sélégny, que desde el 2012 se ha mantenido mudo ante la perspectiva de la "regularización". (Fuente parcial).


Sortea un automóvil de lujo, marca Jaguar (cuyo precio es de unos 40.000 dólares) para ayudar a financiar la peregrinación de los seminarios de EE.UU. y Argentina a Lourdes en septiembre de 2020:

Mire este NUEVO VIDEO haciendo clic aquí

Imprima y envíe por correo sus formularios de pedido aquí
Los pedidos en línea estarán disponibles pronto.
La Sociedad de San Pío X celebrará su 50° aniversario en noviembre de 2020. El Seminario Santo Tomás de Aquino de Dillwyn, Virginia y el Seminario Nuestra Señora Corredentora de La Reja, Argentina, desea unirse y visitar Lourdes, Francia, para agradecer a Nuestra Señora de Lourdes por las gracias que se han otorgado a la SSPX y por la continuación del Sacerdocio Católico.
Esperan hacer esta peregrinación en el otoño de 2020. A fin de recaudar fondos para este noble esfuerzo, el Seminario S. Tomás de Aquino está organizando el sorteo de un Jaguar XE 2020, cuyo ganador se determinará en las Ordenaciones del verano de 2020. Los billetes para esta oportunidad de ganar estarán disponibles en octubre de 2019.
Información del sorteo:
Para obtener más información sobre el sorteo, consulte a continuación:

COMENTARIO DE SEAN JOHNSON:

La carta del Seminario S. Tomás de A. a los amigos y benefactores, por el P. Le Roux, que recibí hoy, explica que:
"El premio es un Jaguar, no para alentar una concupiscencia desordenada, sino para hacer que esta recaudación de fondos sea atractiva para otras personas que de otro modo quizá no contribuirían a la meta que tenemos en mente.
Sabiendo que vuestros recursos personales no son ilimitados, este "Sorteo" está dirigido principalmente a personas cercanas a ustedes que no están en la Tradición y que quizás podrían, de esta manera indirecta, descubrirla..."
Me pregunto, sin embargo, si el resultado práctico de este sorteo es alentar a las personas de fuera de la Tradición a la concupiscencia muy desordenada que el P. Le Roux no desea alentar a los que están actualmente dentro de la Tradición.
Me recuerda mucho las respuestas de la FSSPX a quienes se quejaron hace 6 o 7 años de toda la tecnología moderna y el marketing de sitios web que usa la Neo-FSSPX: 
"Ah, pero estos sitios web no son para NUESTRA gente, sino para personas fuera de la tradición".
¿No es ese el efecto práctico, entonces como ahora: infectar a AMBOS: dentro y fuera de la Tradición?
¿Los que en la FSSPX venden billetes del sorteo a los que están fuera de la Tradición, realmente conservan el desprecio hacia la mundanalidad que representan estos automóviles de lujo (o secretamente esperarán ser los afortunados ganadores)? (Fuente)
_____________________

¿Y en qué queda, para la Fraternidad, el mandato de Cristo de hacer el bien "sin esperar nada a cambio", de Lucas 6,35? Esa pureza de intención y desinterés son una condición para lo que sigue diciendo Nuestro Señor Jesucristo en el mismo pasaje: "y vuestro premio será grande y seréis hijos del Altísimo". 
(...) "hagamos nuestras buenas obras no por los hombres, sino por Dios; porque no debemos esperar el premio de los hombres, sino de Dios", comenta San Atanasio en la Catena Áurea de Santo Tomás de Aquino. 
Aunque "nada ha cambiado en la FSSPX", ella ofrece otro premio: "El premio es un Jaguar" (P. Le Roux).

sábado, 14 de diciembre de 2019

COMENTARIO ELEISON Número DCXLVIII (648) - 14 de diciembre de 2019



Se Levanta la Juventud

Lo mejor de la acción comienza con la fe y la Misa,
Luego, toneladas de rosarios, y luego, ¡a moverse!
Dondequiera que se introduzcan ideas complicadas y controvertidas al público en general, hay una técnica clásica de los propagandistas para centrar la atención de la gente en una imagen llamativa que permanecerá en sus mentes para llevar con ella el nuevo mensaje. Aquí estaba seguramente el papel que debían desempeñar las estatuas de la Pachamama, que fueron destacadas de principio a fin del reciente Sínodo de Obispos celebrado en Roma, supuestamente para asesorar al Papa sobre el futuro de la Iglesia Católica. El mismo Papa dijo que eran estatuas de la Madre Tierra, es decir, ídolos paganos. Ciertamente llamaron la atención de los católicos. Un joven austriaco y su amigo lanzaron cinco de ellas al río Tíber. La entrevista que concedió después a John-Henry Westen de Life Site News fue muy edificante, y “en medio de la penumbra envolvente” merece ser reproducida aquí, aunque abreviada y adaptada, como de costumbre. Alexander Tschugguel, de 26 años, se casó este verano y vive en el centro de Viena.
¿Qué le motivó a tirar los ídolos? ¿Pensó en las posibles consecuencias para usted?
Con mi esposa me interesé por el Sínodo. Visitamos la iglesia donde se presentaban las piezas amazónicas. Inmediatamente vi las estatuas de la Pachamama como ídolos que quebrantaban el Primer Mandamiento. Mi motivo para actuar era simple – sacarlos de la iglesia católica, sacar el paganismo del santuario católico. En cuanto a las consecuencias, nunca pensé en el impacto que tendría tirarlas. Pensé, consecuencias realmente graves son no llegar al cielo. En comparación, este acto no fue demasiado para mí.
¿Le molestaría contarnos acerca de su vida en la fe católica?
Sólo me volví católico cuando me convertí del luteranismo a la edad de 15 años. Cuanto más investigaba la fe católica, más hermosa se volvía. Ya no puedo imaginarme no ser católico.
¿Cómo se preparó espiritualmente para tirar los ídolos?
Con mucha oración. Muchos rosarios todos los días, y misa diaria si era posible. Oramos hasta entrar en la iglesia para tirar los ídolos, e incluso mientras los estábamos tirando. La preparación espiritual lo era todo. Sin la oración, el acto habría sido imposible.
¿Temía a las autoridades, a quebrantar la ley, a posibles enfrentamientos respecto a los ídolos?
No buscábamos pelea, sólo sacar a los ídolos de la iglesia. Entramos en la iglesia en el momento de su apertura, sólo para evitar la confrontación. No estábamos robando para uso personal, ni buscando publicidad. Si había que seguir algún proceso, confiábamos en la calma y en la oración para lidiar con ello, siempre y cuando ocurriera.
¿Cómo reaccionó más tarde cuando el Papa, como Obispo de Roma, se disculpó por su tratamiento de los ídolos?
En primer lugar, los llamó “Pachamama”, por lo que realmente eran ídolos. En segundo lugar, no actuamos en contra de la gente de la Amazonia, sino para que ellos tengan la verdadera religión católica. “Santo Padre, por favor, comprenda. Simplemente no queremos ídolos en la Iglesia. Queremos que la Iglesia siga a Jesucristo y la Tradición de la Iglesia”.
Mucha gente diría, usted simplemente odia al Papa Francisco.
Nunca odiaría al Papa. No quiero odiar a nadie. Necesita nuestra oración y nuestra humilde ayuda todos los días para que le sea más fácil comprendernos. Si el Sínodo es para ayudarle, ¿por qué los laicos no pueden ayudarle?
Su acto ha infundido valor en toda la Iglesia. Incluso los altos eclesiásticos llamaron a su acto “heroico”.
Me siento halagado, pero lo que hicimos nunca fue por nosotros. Sólo queríamos hacer lo que era correcto a los ojos de Dios. El Primer Mandamiento prohíbe inclinarse ante cualquier imagen esculpida. Esa reverencia es exactamente lo que ocurrió en los jardines del Vaticano.
Usted siguió el Sínodo. ¿Qué hay de él, y qué hay de su resultado?
Anunció que se ocuparía de cuestiones cerradas, como los sacerdotes casados y las mujeres sacerdotes, lo que me hizo sospechar. Entonces todo el lado político del Sínodo se enfocó – fue una gran mezcla de ideas equivocadas en la fe y la política. ¿Pero el Sínodo fue sólo para aconsejar? Ahora dicen que se va a aplicar, por ejemplo, en Alemania. La gente debe darse cuenta – detrás del Sínodo estaba toda la agenda globalista.
¡Usted ha pasado a la acción! ¿Cómo aconseja a otros jóvenes como usted para que entren en acción?
Visiten la iglesia Tradicional más cercana. Recen toneladas de rosarios. Lean sobre la filosofía y la historia de la Iglesia. Hablen con la familia, la parroquia, los amigos. ¡Hablen! Únanse a pro-vida, pro-familia, ayuden a su sacerdote, etc...
Kyrie eleison.