lunes, 20 de febrero de 2017

MONS. SCHNEIDER: UNA VEZ MÁS ANIMA A LA FSSPX A COMETER SUICIDIO





TRANSCRIPCIÓN HECHA POR EL SITIO "ADELANTE LA FE"

Nota: subrayado y comentarios en rojo, agregados por NP 

Su Excelencia Mons. Athanasius Schneider, gracias por esta oportunidad de tener esta entrevista para ambos sitios web, Rorate Coeli y Adelante la Fe. De parte de todos nuestros lectores le agradecemos esta oportunidad. Monseñor, de cara a la presente confusión y ambigüedades, y para clarificar algunas preocupaciones entre los fieles católicos, me gustaría empezar con algunas preguntas.
Primero, recientemente mons. Fellay parece haber aceptado el guante que Su Excelencia le lanzó en diciembre cuando le decía que era irreal esperar que la situación fuera perfecta para firmar el acuerdo con Roma. A tenor de sus declaraciones parece haber un convencimiento por su parte de ir hacia adelante siempre que les dejen “ser ellos mismos”. En este punto ¿qué le diría a monseñor Fellay y al papa Francisco como último impulso para que estrechen las manos?
Yo diría en primer lugar que no es una cuestión de un acuerdo, porque cuando hablamos de un acuerdo existen diferencias. Pero en este caso, no existen diferencias en cuanto a la fe, en la fe católica. Verdadero insulto para la FSSPX: según Mons. Schneider, ella tiene la misma fe que Francisco el demoledor de la Iglesia, que los modernistas y liberales que usurpan la Jerarquía católica, que los apóstatas y "Anticristos de Roma" (Mons. Lefebvre dixit). Así quees más bien una cuestión de la disciplina yo diría en primera instancia y, por lo tanto, esto se trata de una cuestión pastoral también, el que una comunidad como la FSSPX la cual es muy evidente que ofrece frutos visibles para edificar la fe católica y transmite la integridad de la fe católica, la liturgia y la vida cristiana tal y como se practicaban durante varios siglos.
Pero el problema es que esta manera en la que ellos trabajan y existen, desafortunadamente, no tiene el reconocimiento de la Santa Sede, este es un requerimiento para cada comunidad católica, un requerimiento indispensable para ser católico, el tener también una conexión canónica visible con la Cátedra de Pedro, al Vicario de Cristo. Nuevo insulto: la FSSPX no será realmente católica mientras no se una a Roma Anticristo. Monseñor: es Roma la que debe volver a la verdadera Cátedra de Pedro y es Francisco el que debe convertirse y comportarse como Vicario de Cristo. La FSSPX ha olvidado las claras advertencias de Mons. Lefebvre acerca de estas mentiras. Este es un requerimiento básico de cualquier trabajo católico en el mundo. Sin embargo, debido a las condiciones específicas que se suscitarondespués del concilio y que aún perduran, la profunda crisis de fe dentro de la Iglesia no ha sido posible que la FSSPX obtenga el reconocimiento oficial de la Iglesia. ¿Sin nombres de culpables, eh, Monseñor?
Monseñor Lefebvre los fundó en 1970, pero desafortunadamente el reconocimiento que la Iglesia les había otorgado les fue quitado en 1975. ¿Por qué? ¿Por quién? Así que Mons. Lefebvre apeló en contra de esta supresión, la cual en mi opinión fue también injusta, pero su apelación fue rechazada. Y en cierto sentido cuando ahora la Santa Sede les otorgue el reconocimiento de su status canónico, esto sería en cierto sentido la aceptación de la apelación realizada por Mons. Lefebvre en 1975. "¡Por fin se hará justicia a la FSSPX!": argumento reiterado por este Obispo y por Mons. Fellay y demás acuerdistas. ¿Y qué hay el bien común de toda la Iglesia sometida a la tiranía de la secta conciliar? No, ahora lo importante son las seguridades del grupo, los derechos de la congregación. ¡Cobardes!: su vocación es combatir por Cristo y por la Iglesia en contra de los sectarios modernistas que ocupan Roma, no el limitarse a defender sus propios intereses corporativos, su tranquilidad, sus "espacios". Así que pienso que yo diría que el papa debería estar feliz (pensamos que lo está, pero por otras razones...) cuando un número grande de sacerdotes, más de 600, varios cientos de hermanas, centenares de seminaristas y muchos otros fieles alrededor del mundo tendrán su reconocimiento oficial para continuar con su buena labor de evangelización, de edificación de la Iglesia, en un tiempo en el cual, en todo el mundo y de manera especial en el mundo occidental, estamos siendo testigos de una crisis de fe muy profunda dentro de la Iglesia y de un descenso de la vida cristiana. De nuevo: ¿por culpa de nadie, Monseñor? Así pues, en los tiempos de crisis debemos unir todas las buenas fuerzas eclesiales (bajo el mando del demoledor Francisco. ¡Maravillosa perspectiva! Esto es... esquizofrénico) y por lo tanto pienso que este plan esperemos que sea alcanzado pronto… que el trabajo de Mons. Lefebvre y su comunidad, ahora que ha crecido mucho, puedan ser capaces de realizar su contribución de edificación de la Iglesia, de preservar la fe y de la educación de los sacerdotes de manera especial. ¿Qué tendrá dentro de su cabeza este Obispo?

Gracias monseñor. La fórmula propuesta de la prelatura personal parece ser vista por muchos como una panacea, sin embargo, el canon 297 del Código de Derecho Canónico establece claramente que para la implantación de una prelatura personal en una diócesis se requiere el permiso del obispo local. ¿Piensa Su Excelencia que bajo esta forma canónica podría implantarse la FSSPX en diócesis en las que el obispo sea hostil, que dicho sea de paso, serían la gran mayoría? ¿Cómo prevé podría desarrollarse esto para que este acuerdo no fuera luego sepultado en la práctica por dichos obispos, como le pasa a otros institutos como la FSSP que es sólo recibida por una ínfima minoría episcopal?
Noten la respuesta minimizadora y pseudosobrenatural del Obispo: no es esencial.. es un detalle... siempre fue así... y hay que confiar en Dios ("no moriréis")... Bueno, pienso que esteno es un punto muy fundamental. En la práctica, por supuesto, cuando el código de derecho canónico establece esto, es una ley general de la Iglesia. El nuevo Código es ilegítimo por ser la expresión jurídica del modernismo y del espíritu del Vaticano II. Una prelatura personal o incluso una orden de derecho pontificio debe pedir el permiso del obispo local antes de abrir su casa o de iniciar su apostolado. Así que es una práctica común en la Iglesia y lo fue también en la antigüedad antes del concilio como una ley canónica similar, aunque el término de prelatura aún no existía, pero si existía de derecho pontificio. Pero pienso, desde mi punto de vista que este no es un asunto problemático porque también debemos confiar en la Providencia de Dios. No podemos comportarnos en la Iglesia como una compañía de seguros con la seguridad de una póliza de que esto sucederá en un futuro. Somos la Iglesia no una entidad secular o política, sino sobrenatural también. Para seguir con la analogía, informamos a S.E. que el "siniestro" a que se refiere la póliza está en pleno desarrollo desde el fatídico Vaticano II, y que el deber de los bomberos es combatir el incendio, no hacer acuerdos traidores de paz con los incendiarios, ni menos ponerse a las órdenes de éstos.
Así que en el momento presente la FSSPX tiene muchos laicos y muchos lugares donde están trabajando y donde ellos mismos no tienen suficientes sacerdotes, tengo conocimiento de esto, para atender a todos los lugares donde ya están presentes. Hasta donde sé, la Santa Sede ha establecido que en el momento en que la prelatura sea erigida, los lugares que ya existen y sus casas e iglesias serán automáticamente reconocidas, sin haber pedido la anterior aprobación del obispo. Esta disposición (obligación de pedir permiso al Ordinario para actuar en una diócesis) sería solo para las futuras nuevas fundaciones. Noten cómo la FSSPX hipoteca su futuro con tal de obtener su "rincón legal" en el circo o zoológico romano de las variopintas "sensibilidades" religiosas. Pienso que entonces la prelatura puede ir a otros obispos que la acepten y hay obispos que aceptarán y aquellos obispos que no la acepten no son eternos, pueden tener otro sucesor que aceptará. Así que debemos tener una visión más sobrenatural y confianza. Así que la Prelatura San Pío X deberá armarse de paciencia y ahí donde le impidan ir a salvar almas, esperar tranquila -y obediente a los hombres antes que a Dios- que jubile el Obispo hereje de turno que le impide la entrada y asuma uno "tolerante".

domingo, 19 de febrero de 2017

COMENTARIO ELEISON Número DI (501) - 18 de febrero de 2017

Comentarios Eleison por su Excelencia Richard Williamson

Política de Migración

¡Que Blancos y Musulmanes peleen en guerra mortal!
Luego, como antes no pudimos, podemos gobernar.
Discutiendo una semana después en la televisión húngara el mal comportamiento de los inmigrantes en Colonia al final del año pasado, un otrora político y líder economista de Hungría, el Dr. László Bogár, intentó descubrir las raíces del problema de la invasión migratoria, que continúa en Europa, ver: youtu.be/TKpe4swiVOc. Su análisis de las raíces políticas va tan lejos como la opinión pública le permite ir al nombrar el Innombrable Poder Global detrás de la invasión, pero él para nada se acerca a las raíces religiosas, las cuales son decisivas. Sin embargo, hoy en día ¿quién piensa todavía que la religión cuenta para algo en el mundo? Es de esperar que los lectores de estos “Comentarios” puedan tanto concebir que este ponzoñoso Poder existe, así como que la verdadera Iglesia Católica es la única que puede neutralizar la ponzoña. He aquí en bastardilla el análisis del Dr. Bogár, acortado y adaptado:—
Un Poder Global desea aniquilar todo lo que es humano, todo lo que tiene dignidad. Y como el Hombre Blanco Europeo todavía posee demasiado de esto, ese Poder quiere aniquilar al Hombre Blanco Europeo. Por consiguiente está bombeando hacia Europa una masa de inmigrantes extranjeros con la ayuda de recursos gigantescos. Pues ciertamente debería ser obvio a cualquiera con una pizca de sentido común que para el relativamente rápido bombeo de millones de personas a través de miles de kilómetros, cierto número de cosas son necesarias.
En primer lugar, para financiar la operación, digamos un mínimo de diez billones de dólares. En segundo lugar, para dirigir y controlar tal bombeo, un mínimo de unos pocos miles de agentes estrictamente secretos, y si alguna vez una luz ocasionalmente alumbró esta hábilmente disfrazada operación, entonces, en tercer lugar, los medios de comunicación se necesitab an para reparar el disfraz a toda velocidad. En cuarto lugar, para organizar la operación, la completa colaboración del sindicato global del crimen era indispensable con sus decenas de miles de traficantes de seres humanos para manejar a los inmigrantes. Y, finalmente, era necesaria la cínica colaboración de los políticos Europeos en la cima, tales como el Primer Ministro Británico que nos visitó aquí hoy y los líderes de Francia y Alemania, todos los cuales participaron del mismo modo en la destrucción de Libia y Siria. Además de crear el caos, estos líderes han orgullosamente anunciado que lo están haciendo en nombre de Europa, de la cultura Occidental, de la democracia. He aquí los verdaderos culpables del horror que recién vimos en Colonia y algo me susurra que esto es sólo un débil preludio de algo mucho más siniestro . . .
La verdad es que Europa está siendo arrastrada a un conflicto tan brutal como la Primera y la Segunda Guerra Mundial, por el mismo Poder Global. En efecto, Europa se está dejando arrastrar a la Tercera Guerra Mundial. La invasión de inmigrantes es sólo el producto final de un enorme proceso oculto. Ahora, uno puede contrarrestar el horror al final del proceso pero si no comprendemos el proceso en sí mismo y lo cortamos de raíz dentro de la estructura global de poder, entonces los horrores como la invasión migratoria solo continuarán. Desafortunadamente se necesita aquí cooperación internacional, pero la realidad es que el líder Húngaro Viktor Orban ha estado prácticamente solo. Cuando Libia estaba siendo bombardeada como un Infierno, él fue el ÚNICO político Europeo que expresó sus preocupaciones y sus reservas sobre lo que las consecuencias estratégicas iban a ser. Muy, muy pocos otros políticos expresaron las mismas preocupaciones. Por consiguiente Hungría tuvo que dar un paso al frente y es por eso que nosotros estamos bajo constante ataque. En Hungría no necesitamos pelear una gue rra civil porque hemos cerrado nuestras fronteras, pero ahora debemos esperar para que las otras naciones de Europa hagan lo mismo.
Desgraciadamente, cuando se trata de arrancar de raíz el proceso por el cual los horrores de los inmigrantes en las ciudades Europeas son meramente los frutos podridos, triste es decirlo, Europa está ya totalmente vencida. El proceso solamente puede llevar a una guerra civil. PERO ESE ES EL OBJETIVO. Esto es lo que este Poder Global quiere. El Poder Global quiere sobre todo una brutal guerra de 30 años sin fin, como la devastadora Guerra de los 30 Años del siglo 17mo (que fue el trabajo del mismo Poder Global). Quiere precisamente que se desarrolle en Europa una guerra civil que se extienda por décadas.
Kyrie eleison.

viernes, 17 de febrero de 2017

LO QUE FALTABA: LA FSSPX SE CONVIERTE EN LA DEFENSORA DEL DEMOLEDOR FRANCISCO

Resultado de imagen para afiches contra papa francisco roma

"No podemos apoyar este método pasivo-agresivo e irrespetuoso de "corregir" al Soberano Pontífice"


¿QUÉ DIJO MONS. FELLAY SOBRE EL APOYO DE FRANCISCO A LOS SODOMITAS? NADA. 
(Puede haber pensado: "¿quién soy yo para juzgar al Papa?")

¿QUÉ DIJO MONS. FELLAY SOBRE EL ESCÁNDALO DE LUND? PUES NADA. 

¿QUÉ DIJO MONS. FELLAY SOBRE LOS ABUSOS EN CONTRA DE LOS FRANCISCANOS DE LA INMACULADA? PUES NADA DE NADA.

¿QUÉ DIJO MONS. FELLAY SOBRE EL DESCABEZAMIENTO DE LA ORDEN DE MALTA? NADA EN ABSOLUTO.

¿CONDENÓ MONS. FELLAY LA ESPANTOSA EXHORTACIÓN APOSTÓLICA AMORIS LAETITIA? JAMÁS.

¿LA CABEZA DE LA FSSPX HA CONDENADO CLARAMENTE ALGUNO DE LOS NUMEROSOS Y GRAVÍSIMOS ESCÁNDALOS DE FRANCISCO? NO.

SIN EMBARGO, AHORA LA FSSPX ROMPE LANZAS EN DEFENSA DE FRANCISCO POR CIERTAS CRÍTICAS SATÍRICAS QUE ALGUIEN LE HA HECHO. 

¡ I N C R E Í B L E ! 


SÁTIRA -¿UNA NUEVA FORMA DE COMBATIR LA CRISIS?

En una era en que el disentimiento anónimo es celebrado, el Papa no es inmune: la crítica satírica se ha extendido por Roma en las semanas recientes.

Hace poco más de una semana, los romanos amanecieron con 200 afiches pegados en toda la ciudad. Los afiches, presentando una fotografía de un Papa Francisco con el ceño fruncido, en su trono, envuelto en un grueso abrigo, tenían esta leyenda:
Ah Francisco, tú has intervenido en las Congregaciones, removido sacerdotes, decapitado la Orden de Malta y a los Franciscanos de la Inmaculada, ignorado Cardenales… ¿Dónde está tu misericordia?
Ahora se sabe que una anterior operación organizada de manera similar tuvo lugar hace aproximadamente un mes. Los Cardenales recibieron un boletín de noticias, aparentemente del Osservatore Romano, en su bandeja de entrada de su email. Este mensaje satírico, hecho para que pareciera provenir  de la agencia de noticias del Vaticano, llegó con el asunto “Ha riposto!” (¡Ha respondido!).
Fechado el 17 de enero, este email apuntó la falta de respuesta del Papa Francisco a las dubia de los cuatro cardenales respecto a Amoris Laetitia. El “periódico” presentó supuestas respetas del Papa Francisco diciendo “sí” y “no” a cada pregunta de la dubia. En la columna llamada Nostre informazioni (Nuestra información) que –en su versión original- contiene los actos oficiales diarios del papa, se anunció que Francisco llamó a Eugenio Scalfari,  periodista de izquierda italiano de 92 años, para discutir sus respuestas a las dubia y lo autorizó a compartir su conversación con el público. Scalfari es legendario por sus entrevistas aproximativas, dejando a los lectores educados sin manera de saber lo que realmente dijo el Papa. El email reporta esta respuesta de Scalfari:
“Algunas cosas que usted ha dicho no las reportaré. Reportaré algunas cosas que usted en realidad no dijo, pero las pondré para que el lector comprenda quién es usted”.
El falso email reportó que el Cardenal Christoph Schönborn de Viena, conocido por compartir la visión del papa sobre los divorciados vueltos a casar, examinó las respuestas de manera positiva, mientras que no se ofreció un comentario del Cardenal Müller, quien como cabeza de la Congregación para la Doctrina de la Fe, debería tener voz en estas cuestiones. Este silencio de Müller fue debido a que el Papa “de manera benevolente lo dispensó de expresar una opinión”. Mons. Pío Vito Pinto -quien anteriormente afirmó que el Papa podría quitarles el solideo a los autores de las dubia- fue reportado como muriendo de alegría luego de leer las respuestas del Papa.
Para ser completamente claros, el contenido de este email está destinado a ser satírico y divertido hasta cierto punto. Pero lo que es real (y donde termina el humor) es el extendido malestar en todo el Vaticano.
¿Quién está detrás de todo?
Desde luego, muchos están señalando a los católicos Tradicionalistas. Cath.ch, un sitio de noticias católico suizo, especula que el Centro San Pio X (responsable de la publicación de Si Si No No, una organización independiente de la FSSPX), fue responsable de este email. John Allen, en la edición del 10 de febrero de Crux, celebra el humor de la pieza.
La sátira podrá ser tan caprichosa y anárquica como se quiera, pero presupone siempre la superioridad de algunas cosas sobre otras; presupone un modelo ideal”, escribió Chesterton.
Y de nuevo, nosotros podríamos reír también si el tema no fuera tan dramático, si la persona y función del Papa no estuviera involucrada, y si esto no fuera una expresión del caos en Roma.
¿Es esta la manera apropiada de combatir la crisis en la Iglesia?
Además, y como hemos mencionado anteriormente, no podemos apoyar este método pasivo-agresivo e irrespetuoso de "corregir" al Soberano Pontífice. Mientras que la privacidad y la confidencialidad no están fuera de lugar, ocultarse detrás de una pantalla de computadora, por desgracia, se ha convertido en un método aceptado de discursos públicos.

Cartas enviadas sin firmas, emails anónimos, y publicaciones en sitios web usando seudónimos, no son realizadas por hombres de fortaleza y convicción en la verdad. Son acciones de cobardes, quienes, como la figura mitológica de Eris, sólo buscan alcanzar sus objetivos -por más nobles que sean- a través del caos.

(Este artículo, publicado en el sitio oficial de la FSSPX de USA, es anónimo, por cierto. No aparece la firma de responsable alguno. ¿En qué quedamos? ) 

Addendum 18-feb.: un fiel nos hace presente la "repentina amnesia" de la FSSPX, pues ella ahora convenientemente olvida que, en sus tiempos preacordistas, usó de la sátira para combatir la crisis de la Iglesia:


jueves, 16 de febrero de 2017

EXCLUSIVO: FOTOS DE LA POSIBLE FUTURA SEDE DE LA PRELATURA PERSONAL SAN PÍO X EN ROMA

¿La futura sede de la Prelatura Personal San Pio X en Roma? 

Una fuente confiable nos dice que esta iglesia, Santa Maria Immacolata all'Esquilino (*) y el edificio adyacente están destinados a ser la sede de la nueva prelatura en Roma. 

Mons. Pozzo ha extremado su ayuda para asegurar el éxito del convenio para el P. Nely (actual superior interino del Distrito Italiano), el que incluye una parroquia local y una comunidad de 20 monjas.


FOTOS DEL TEMPLO Y DEL EDIFICIO ADYACENTE:





MAPA QUE MUESTRA LA SITUACIÓN DE ESTOS INMUEBLES RESPECTO DEL VATICANO (distancia: 6,8 km.):



MAPA QUE MUESTRA LA SITUACIÓN DEL PRIORATO DE ALBANO RESPECTO DEL VATICANO (distancia: 37 km.):



___________________________________


Historia este templo:

La iglesia fue construida entre 1896 y 1914 por los Hermanos de la Caridad, de la congregación de los Padres Grises (fundada por Ludovico da Casoria), por los arquitectos Cursi y Córtese. 


Fue consagrada por el Cardenal Luigi Traglia el 21 de abril de 1942. 

Es de estilo neogótico y tiene una fachada flanqueada por dos torres bajas de campana. Sobre el portal de entrada hay un mosaico de la Inmaculada envuelto en un manto decorado con estrellas. El interior tiene tres naves divididas por columnas, con ventanas.

La congregación de los Padres Grises se disolvió en 1973. Hoy en día la iglesia es un lugar subsidiario de culto en la parroquia de los Santos Marcelino y Pedro en Letrán. En el edificio junto a la iglesia (calle Manzoni 30), había una escuela primaria y secundaria dirigida por los Padres Grises.

miércoles, 15 de febrero de 2017

REUNIÓN SECRETA ENTRE MONS. FELLAY Y EL PAPA FRANCISCO

Resultado de imagen para fellay vaticano


LA PRIMERA INFORMACIÓN ACERCA DE LA REUNIÓN ENTRE MONS. FELLAY Y EL PAPA FRANCISCO LLEVADA A CABO EL 17 DE ENERO, PROVINO DEL P. CURZIO NITOGLIA. LUEGO HUBO MÁS INFORMACIONES AL RESPECTO EN EL FORO CATHINFO. LA FSSPX HA GUARDADO ABSOLUTO HERMETISMO SOBRE ESTO HASTA AHORA.


FUENTE


El P. Girouard informa:

Estimados fieles,

(...)

1. Monseñor Fellay no se alojó en la Casa del Distrito Italiano, ubicada en Albano, aproximadamente a 45 min. de Roma. Se hospedó en la Casa Santa Marta, donde vive el Papa.

2. Mons. Fellay le pidió a la Madre General de las Hermanas de la FSSPX estar presente en la reunión. Ella fue, pero se hospedó en Albano y no en Santa Marta.

3. Mons. de Galarreta también estuvo presente en la reunión con el Papa.

4. El P. Alain Nély, Asistente General, también estuvo allí. Él aprovechó su estancia en Roma para concluir la compra de una gran casa con capilla en Roma. Se cree que allí será la sede de la futura prelatura personal de la FSSPX. La compra fue facilitada por la intervención directa de Mons. Guido Pozzo, jefe de la Comisión Ecclesia Dei.

Estos acontecimientos precedieron por pocos días las entrevistas que dio Mons. Fellay en París en enero 27 y 29. En estas entrevistas Mons. Fellay básicamente repitió lo que dijo el pasado 24 de agosto en Australia: la FSSPX y Roma están de acuerdo en qué clase de estructura sería aceptable para la FSSPX si hubiera una “regularización”. Solo faltan detalles menores. Roma aún es modernista, pero más y más obispos están reaccionando contra las cosas males, y ellos alientan a la FSSPX a continuar el combate. Roma ya no le pide a la FSSPX aceptar el Vaticano II como parte del dogma católico. La FSSPX solo quiere asegurarse que Roma les permitirá “permanecer como es”. El 29 de enero, Mons. Fellay concluyó la entrevista diciendo que, para que el acuerdo siga adelante, todo lo que se necesitaba era poner el timbre de goma.

Desde luego, ninguno de nosotros se sorprende por estos acontecimientos. En realidad son la única conclusión lógica del capítulo general de 2012 que desechó la resolución del capítulo de 2006:“No al acuerdo práctico con Roma a menos que ésta se convierta”.

Casi cinco años han pasado desde entonces. Cinco años durante los cuales Mons. Fellay expulsó a todos los miembros de la FSSPX que hablaban en voz alta contra su cambio de política. Cinco años durante los cuales él y sus cómplices han predicado lo “frío y caliente” para convencer a los miembros descontentos que harían un mejor trabajo para la Fraternidad si “resistieran desde adentro”. (Que es básicamente lo que Mons. Fellay cree que la FSSPX debe hacer respecto a Roma).


Ahora, después de estos cinco largos años, parece que el camino está despejado para la ceremonia del “timbre de goma”. La única pregunta es esta: ¿lo harán en el 2017 (centenario de Fátima), o esperarán hasta el 2018 (capítulo general programado que llevará a cabo la elección del Superior General y sus dos asistentes)?


El tiempo dirá.

Oremos por la Fraternidad para que pueda despertarse. Y para que nosotros podamos permanecer fieles y fuertes.

Dios los bendiga,

P. Girouard 

martes, 14 de febrero de 2017

MONS. TOMÁS DE AQUINO OSB - LA VOZ DE FÁTIMA N° 1 Y N° 2

Imagen relacionada
+
PAX
LA VOZ DE FÁTIMA

Vox túrturis audita est in terra nostra”
(Cant. II, 12)

FEBRERO– 2017
Nº 1

Comenzamos el primer número de esta modesta publicación realizada en honor del Inmaculado Corazón de María, del cual esperamos la salvación de nuestro país, de nuestras almas y del mundo entero. Lo que Nuestra Señora realizó en Portugal en el siglo XX, preservándolo durante medio siglo del comunismo, de la masonería y del modernismo; lo realizará también en nuestra patria y en el mundo entero si nos consagramos a su Inmaculado Corazón y si obedecemos a sus pedidos de no ofender más a Dios Nuestro Señor ya tan ofendido y hacemos reparación por las ofensas que Él es objeto así como Su Madre Santísima.

Que cada uno de nosotros responda con amor a los pedidos de Nuestra Señora de Fátima, conscientes de que el Rosario y la devoción al Inmaculado Corazón de María son los últimos recursos dados al mundo para su salvación.

Portugal, en 1917, estaba en el más profundo caos político y económico y, además, los seminarios estaban casi vacíos, muchos obispos exiliados, la masonería mantenía al país bajo su dominio.

El gobierno había roto la unión entre el Estado portugués y la Iglesia en 1911. San Pío X reaccionó fuertemente, declarando nula y sin valor esta inicua decisión gubernamental.

Algunos años antes, en 1908, el rey D. Carlos y su hijo habían sido asesinados y la responsabilidad del gobierno recayó sobre D. Manuel, de 18 años, el cual no pudo impedir la proclamación de la república en 1910, debiendo huir del país.

¿Quién podría salvar Portugal? ¡Nuestra Señora! Apareciendo a tres pastorcitos en Cova da Iría, Ella cambió el rumbo de Portugal y hará lo mismo con el mundo si la escuchamos.

Pocos años después, un gobierno católico restituyó a Portugal su alma y Nuestra Señora protegió la nación portuguesa del comunismo, así como de la II Guerra Mundial, como lo afirmó Pío XII en 1946.

Seamos entonces cruzados de Fátima en este centenario de sus apariciones en Cova da Iría. Estudiemos, propaguemos y vivamos su mensaje que se resume en amar a Dios Nuestro Señor y en impedir por todos los medios los pecados con los cuales los hombres hieren Su Divino Corazón y el de Su Madre Santísima, por cuya intercesión nosotros esperamos la salvación de nuestra patria, de nuestras almas, del mundo entero y de la Iglesia, ocupada por sus más crueles enemigos que, sin embargo, serán vencidos por aquella de la cual la Santa Liturgia dice que venció todas las herejías.


LA VOZ DE FÁTIMA

Nº 2
11 de
febrero de 2017

El Tercer Secreto y el Concilio
    
Los que estudian seriamente Fátima, saben que la llamada “revelación del Tercer Secreto” es una falacia.

Entre varios argumentos en apoyo de lo que digo, hay uno al cual me gustaría referirme y del cual, desgraciadamente, se habla poco: la causa por la que los Papas desde Juan XXIII hasta Francisco se negaron a revelarlo.

Indaguemos con toda simplicidad cuál sería el contenido allí existente que los haría callar tan obstinadamente.

¿Cuál es la “niña de los ojos” de estos Papas? Acaso no es, evidentemente, el concilio Vaticano II? Sí, estimado lector, y eso es lo que quiero decir: estoy personalmente convencido de que en el Tercer Secreto está la “palabra mágica” “concilio”. Y ciertamente esta palabra figura allí en términos no elogiosos, sino como siendo la causa de la “desorientación diabólica (1)” en la cual vivimos; ese concilio, sin embargo, es considerado por los Papas mencionados como la “primavera de la Iglesia” (y ¡ay de aquel que lo cuestione! ¡Aunque sea la Madre de Dios!!!).
        
Sepa también el lector que esta convicción personal mía no es gratuita ni sin fundamento. Aduzco a su favor dos testimonios de dos personas de gran peso: el cardenal Oddi y Sor Lucía.

El Cardenal Oddi dijo: “Conforme a lo que conozco, está escrito que aproximadamente en 1960 el Papa convocaría un concilio del cual, contrariamente a lo que se esperaba, se derivarían muchas dificultades para la Iglesia” (2). A las palabras “conforme a lo que conozco”, con toda seguridad podríamos añadirles: “por lo que escuché de los que leyeron el Secreto”.
      
La Hermana Lucía, respondiendo a las preguntas que le hicieron, acerca de si el Secreto tenía que ver con el concilio y sus consecuencias, ella respondió: “No puedo decirlo, no puedo hablar” “Leí algunos documentos del concilio, pero no todos.” “Leí sobre algunos problemas, pero no leí todo” (3). Respuestas evasivas de quien no quiere responder a lo preguntado. ¿Por qué no lo haría? Si la respuesta fuese “no” sería muy simple de hacerlo. Pero si la respuesta fuese “sí” ella estaría ante dos problemas: 1) Ella no podía desobedecer a quienes tenían autoridad sobre ella, los cuales con toda certeza eran defensores acérrimos del Vaticano II y le tenían prohibido decirlo; 2) ella no podía mentir. De allí sus respuestas típicamente evasivas.

¡Qué bueno sería si todos los católicos estuviesen convencidos de la realidad de la tesis que defiendo! Por respeto y obediencia a las palabras de Nuestra Señora rechazarían el Vaticano II y las reformas posconciliares y volverían a lo que la Iglesia siempre enseñó antes del concilio y se adherirían a la Tradición bimilenaria.

Quiera Dios que así sea con la contribución de este modesto artículo.


U.I.O.G.D.
___________________________

1- Palabras de la Hermana Lucía, citadas en “Fátima joie intime événement mondial”, pág. 409.
2- 30 Giorni,
noviembre de 1990.
3- Cf. Controverses, abril de 1995.

sábado, 11 de febrero de 2017

TOMA DE SOTANAS EN EL SEMINARIO SAN LUIS MARÍA GRIGNION DE MONTFORT, EL 11 DE FEBRERO EN AVRILLÉ, FRANCIA

Fuente (más algunas fotografías propias)


En el día de la Fiesta de Nuestra Señora de Lourdes, seis jóvenes recibieron la sotana de manos de Monseñor Faure durante una magnífica Misa pontifical.














COMENTARIO ELEISON Número D (500) - 11 de febrero de 2017

Quinientos
“Comentarios” son carga ligera, no peso abrumador –
“Eleison” significa “Ten misericordia” – por favor, ¡Oh Señor!
Este número de “Comentarios Eleison” para la Fiesta de Nuestra Señora de Lourdes, 2017, es el número 500mo desde el primero que apareció el 6 de Julio de 2007. Durante nueve años y medio los “Comentarios” han aparecido en el Internet una vez por semana, generalmente los sábados a menos que haya algún u otro retraso, y lo han hecho cada semana durante ese tiempo con pocas excepciones. También los sábados se envía, de una lista de correos electrónicos, a miles de suscriptores. En Inglés, Francés, Alemán, Italiano y Español está accesible en stmarcelinitiative.com, y que se diga aquí que si alguien deja de recibir los “Comentarios” por correo electrónico cuando desea continuar recibiéndolos, nunca será porque ha sido eliminado del listado de correos por los administradores. Generalmente será por algún infortunio electrónico, como por ejemplo cuando la computadora de alguien desvía los “Comentarios” a Spam. En otros sitios los “Comentarios” aparecen cada semana en Checo, Japonés, Coreano y Portugués.
Los “Comentarios” nunca son largos, aunque ocasionalmente tienen un Suplemento. En Inglés raramente exceden 700 palabras, conteniendo tanto material como sea posible para caber en una hoja A4 tamaño de letra 12. Esta brevedad tiene la ventaja de asegurar a los lectores con poco tiempo libre, que su lectura nunca les tomará más que unos pocos minutos cada semana. Por otro lado, la brevedad tiene la desventaja que los “Comentarios” raramente tratarán un tema con gran profundidad. Ocasionalmente aparecerán unos pocos números seguidos sobre el mismo tema para examinarlo con un poco más de detalle, pero aún así los contenidos son difícilmente académicos ni pretenden serlo. Los académicos están sujetos a usar más de 700 palabras para probar un punto y muchos lectores hoy tienen poco tiempo para algo más que 700 palabras.
Lo que los “Comentarios” sí intentan hacer es argumentar a partir de la realidad del mundo moderno alrededor nuestro para establecer alguna conexión razonable y coherente entre, por un lado, la Fe Católica sin la cual no podemos salvarnos (Hebr. XI,6) y por otro lado, la escena cada vez más oscura del mundo y de Iglesia que todos conocemos. Si los “Comentarios” alcanzan ese propósito, los lectores deben juzgarlo por sí mismos. Ciertamente no son infalibles proviniendo, como lo hacen, de un obispo Católico desprendido de toda estructura oficial y dos veces declarado “excomulgado” (1988 y 2015) por la Roma oficial (que, ¡ay!, puede ser más un honor que un deshonor – Dios sabe). Pero si él tuviera que repasar todos los números anteriores, podría encontrar juicios que cambiaría a la luz de los eventos posteriores. Él ha podido hacer lo imposible para ser amable con los hombres de Iglesia responsables del Vaticano II y de sus consecuencias, pero como una vez le dijo Don Putti, el fundador de Sisi Nono, “Sono tutti delinquenti” – objetivamente, todos ellos son delincuentes.
Así, mientras muchos lectores pueden encontrar que los “Comentarios” son bastante oscuros y demasiado pesimistas, su autor puede sospechar que si erró, es donde fue un poco demasiado optimista. Paradójicamente, el obispo de la FSSPX, supuestamente archiconservador y archicrítico de la Neo-Iglesia, parece estar yendo bastante fácil con los practicantes de la religión Novus Ordo. Él podría decir que está siguiendo a San Agustín: “Odiar el error pero amar a los que yerran”. Otros pueden ser menos amables y decir que por debajo ha sido ardientemente liberal todo el tiempo – tales son las delicias de nuestra época moderna! De cualquier manera, él no espera que los “Comentarios” alcancen el número milésimo. Él está convencido que la electrónica sobre la cual éstos dependen será en el futuro cercano, o bien derribada por la guerra o bien paralizada por agentes del Nuevo Orden Mundial, a cuyas mentiras el Internet ha hecho tanto daño, a pesar de las múltiples miserias del Internet.
Mientras tanto, todo honor y gratitud van para Dios Todopoderoso y para Nuestra Señora de Lourdes por cada pequeña manera en que los primeros 500 números pueden haber ayudado a las almas, y que las almas recen para que más luz y calidez vengan de tantos más números de los “Comentarios” como la Providencia provea.
Kyrie eleison.


viernes, 10 de febrero de 2017

ADIÓS FSSPX



Todo parece indicar que estamos asistiendo a la lenta y penosa muerte de la Fraternidad Sacerdotal San Pío X, a manos de los astutos modernistas romanos, y los liberales objetivamente traidores de la Fraternidad, subjetivamente quizás ingenuos, Dios lo sabe. Toda una serie de entrevistas a Mons. Fellay y a Mons. Pozzo están preparando a la opinión pública para dar la bienvenida a la noticia de la erección de la Prelatura San Pío X. El diablo entonces habrá logrado su cometido, tras muy largos años de persistente labor, para acabar con el gran baluarte creado por Mons. Lefebvre para defensa de la Tradición y combate contra el Modernismo desatado en el concilio Vaticano II.

Mons. Fellay hace pesar su argumentación, en todas estas entrevistas y en sus discursos, en dos temas fundamentales. El primero, es que ahora Roma acepta discutir el antes indiscutible Vaticano II. Para Mons. Fellay, eso sería un signo de que en Roma están dispuestos a corregir los errores del Vaticano II. Pero discutir algo puede derivar en dos cosas: o en reprobar y condenar aquello que se discute, o en aprobarlo y aceptarlo. Discutir no es necesariamente condenar. Para Mons. Fellay discutir algo es ponerlo en duda. Pero no lo entienden así los modernistas de Roma. Pues ellos, en los hechos, sabiendo exactamente qué es y qué significa el concilio, son quienes tienen el poder de aplicar el concilio hasta sus últimas consecuencias, aunque haya un pequeño grupo que se anime a decir alguna cosa contra el mismo. Lo único que debió hacer la Fraternidad es decirle a Roma: rechazamos categóricamente el concilio. ¿Discutir algo que ya se ha demostrado, en abundantes y muy serios estudios teológicos –incluso por parte de la misma FSSPX-, que debe condenarse y que no tiene valor como Magisterio de la Iglesia? ¿Discutir y no rechazar decididamente aquello que Mons. Lefebvre llamó el peor mal en toda la historia de la Iglesia? El mismo Secretario de Ecclesia Dei, Mons. Pozzo, acaba de decir, sin lugar a discusiones: “Un buen católico no puede rechazar el concilio”. Por lo tanto el concilio en sí sigue siendo inamovible e incuestionable. La Fraternidad ha aceptado entrar en la “hermenéutica de la continuidad” ratzingeriana, para “interpretar católicamente” lo que está premeditadamente infestado de errores. Así comparte el maquiavelismo de los liberales romanos, para imponer el subjetivismo en lugar de la doctrina objetiva. Alguna vez, Mons. Fellay –siguiendo a Mons. Williamson- dijo que el Vaticano II era una sopa en la que alguien había metido y mezclado veneno, y por lo tanto había que echarla toda a la basura. Ya olvidado de aquellas palabras, dijo más tarde que el “95%” del Vaticano II era bueno, aceptable. Ahora dice estar dispuesto a discutirlo, que no es lo mismo que decir que hay que rechazarlo. Pero es que Mons. Fellay se ha puesto a discutir con el diablo, como Eva, y el diablo es tan astuto que ha sabido enredar a estos orgullosos liberales de la Fraternidad en sus seductoras tramoyas, con aquella promesa de “no moriréis”.

Pero la “campaña libertadora” de Mons. Fellay se centra sobre todo en un segundo punto, que él afirma es –cambiando de tono en sus entrevistas- “sine qua non”.

Ese segundo punto, es una condición que, como dijo en reciente entrevista televisiva, “para nosotros la condición necesaria es la condición de la supervivencia”. En esa misma entrevista Mons. Fellay dice, por ejemplo, que no aceptará la libertad religiosa, pero se contradice, porque está aceptando que Roma le aplique a la Fraternidad el principio de la “libertad religiosa”, tolerándola en su seno, en su conformación de la neo-religión mundialista. El error no puede aceptar una verdad que la contradiga. ¿Exageramos, acaso, hablando de Roma profesando y sirviendo a otra religión? Veamos lo que decía Mons. Tissier de Mallerais, en un sermón de ordenaciones sacerdotales, allá en el lejano 29 de junio de 2002:

Hablando de la religión modernista de Roma, y tras un excelente análisis de la misma, hablaba de “esta nueva religión, que consiste no solamente en un nuevo culto sino también en una nueva doctrina”. Decía luego: “Tanto en sus dogmas como en su culto la nueva religión ha vaciado nuestra religión católica de su substancia” (…) “Esta nueva religión no es otra cosa, mis queridos fieles, que una gnosis. Yo pienso que esta es la palabra que la caracteriza perfectamente porque es una religión sin pecado, sin justicia, sin misericordia, sin penitencia, sin conversión, sin virtud, sin sacrificio, sin esfuerzo, mas simplemente una autoconcientización. Es una religión puramente intelectualista, una pura gnosis.” Termina con estas durísimas palabras: “Entonces, mis queridos futuros diáconos y sacerdotes, estén seguros que yo no os ordeno ni diáconos, ni sacerdotes, para ser diáconos y sacerdotes de esta religión gnóstica. Y yo estoy persuadido que tal es también vuestra intención de recibir hoy el sacerdocio católico, de manos de la Iglesia Católica, y no de recibir un sacerdocio gnóstico de manos de yo no sé qué sistema gnóstico. Rechacemos con horror, queridos fieles, queridos ordenandos, esta religión naturalista, intelectualista, que no tiene nada que ver con la religión católica, y seamos al contrario bien firmemente, siempre muy firmemente persuadidos de la razón de nuestro combate, de la razón de nuestro sacerdocio”.

¿Dónde quedó aquel horror a la religión naturalista y gnóstica de la Roma modernista? ¿Quizás se pretenda rechazar esa falsa religión sin rechazar a quienes la profesan y difunden? Hoy Mons. Tissier aceptó participar del jubileo de la falsa misericordia de Francisco. Y estas palabras ya no son más pronunciadas, ese es el motivo por el cual Roma no ha tenido problemas en autorizar las ordenaciones sacerdotales de la Fraternidad. Porque ahora la Fraternidad no combate contra los gnósticos, masones, modernistas, sino que busca ser tolerado por ellos mismos a los que nunca debió dejar de combatir. La prueba más flagrante la da el mismo Mons. Fellay, que no deja de elogiar al más destructor de los modernistas, Francisco, para lograr “permanecer como somos”, en tanto Roma permanece también como es, es decir, apóstata modernista. El problema está planteado en estos términos: quien tiene un problema que solucionar es la FSSPX, y no la Roma modernista apóstata. Dice Mons. Fellay: “Creo que no es necesario esperar que todo esté arreglado en la Iglesia, que todos los problemas estén arreglados”. Pero Mons. Pozzo dice que es la Fraternidad quien debe llegar a la “comunión plena”. Si la Fraternidad no está en “comunión plena”, es porque tiene un problema que solucionar. Y solucionado ese problema que pretende Roma, será bien recibida. Es Roma quien tiene la sartén por el mango en todo este asunto, aunque Mons. Fellay pretenda hacer creer a los incautos que es él quien impone las condiciones a Roma. 

Mons. Fellay espera garantías de Bergoglio. Es como si Eva le hubiese pedido al diablo que le firmase un papel donde esté escrito “No morirás” antes de aceptar el fruto prohibido. Pero a Eva no se le ocurrió pedir un sello para saborear el fruto mortífero. ¿Se dará cuenta Mons. Fellay de que está comprometiendo la salvación de su alma, arrastrando tras de sí a miles de fieles cuya fe pone en peligro? ¿Es que los sacerdotes de la Fraternidad están tan ciegos o acobardados que son incapaces de ver esto y reaccionar? 

¿Es que son incapaces de hacer suyas estas palabras de la sabiduría divina?:

Porque, teniendo tu bondad presente a mis ojos,
Anduve según tu verdad.
No he tomado asiento con hombres inicuos,
Ni busqué la compañía de los que fingen;
Aborrecí la sociedad de los malvados,
Y con los impíos no tuve comunicación”.
(Salmo 25, 3-5)