English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

miércoles, 21 de agosto de 2019

COMENTARIO ELEISON Número DCXXXI (631) - 17 de agosto de 2019


La Voz del Pueblo – II
El diablo, en cada combate verdaderamente humano,
Se enfrenta a Dios para condenar a todas las almas eternamente.
La entrevista de junio del presidente Putin con el Financial Times, parcialmente resumida y citada aquí la semana pasada, se hizo notoria por su profecía de que “la idea liberal” ha llegado a su fin y está obsoleta, lo cual impactó en los políticos y medios de comunicación occidentales. Ellos reaccionaron vigorosamente, como hormigas cuyo hormiguero ha sido golpeado con un palo. ¿Cuál es el significado de su profecía, y de la reacción occidental a ella? Debemos comenzar con un resumen del resumen, a fin de aclarar lo que está en el corazón mismo de su argumento. En la larga entrevista original habló sobre muchos temas, pero lo que dijo sobre el liberalismo fue, de hecho, el tema más importante que abordó.
El Presidente parte del problema práctico para los pueblos occidentales de la inmigración masiva de extranjeros inasimilables en sus países. A nivel local, el multiculturalismo simplemente no funciona, pero el liberalismo de las élites que dirigen Occidente les hace tratar a la inmigración no como un problema, sino como un avance iluminado, por lo que no hacen nada para detenerla, y continúa sin control. Pero los Estados no pueden sobrevivir sin algunas reglas humanas básicas y valores morales, que fueron formados en Occidente por la Biblia. Con el desprecio de las élites liberales por estos valores bíblicos que aún se mantienen entre los pueblos, los liberales están demostrando que su liberalismo ya no está en contacto con la realidad y se ha vuelto obsoleto. Que el anti-liberalismo no se convierta a su vez en una tiranía, pero el actual dominio de los liberales sobre la política y los medios de comunicación occidentales es una verdadera tiranía, y debe ser terminado.
En resumen, los valores liberales se oponen a los valores bíblicos. Los valores bíblicos construyeron las naciones occidentales. Los valores liberales están destruyendo esas naciones. Es hora de que los valores liberales dejen de destruir Occidente. Aquí Putin tiene toda la razón en cuanto a lo que dice, pero como es un político y no un teólogo, no puede expresar el argumento en toda su fuerza, y tiene que fundamentar su argumento no en absolutos como Dios Todopoderoso y Sus diez mandamientos, sino en la presencia de valores bíblicos entre los pueblos de Occidente. Ahora, 70 años de sufrimiento agudo bajo el comunismo judío están llevando al pueblo ruso de vuelta al Cristo de la Ortodoxia, así que Putin puede apoyar su caso en el retorno de su propio pueblo a los valores bíblicos. Pero ¿hay algo de Cristo en la resistencia del pueblo occidental a la inmigración masiva? Apenas. Y sin embargo hay una participación decisiva de los enemigos de Cristo en la organización y financiación de la inmigración masiva. (Los lectores de estos “Comentarios” pueden recordar a la judía en Suecia, Barbara Specter, que se jactaba de que su raza estaba detrás de la inmigración, “necesaria para salvar a Europa” – es decir, de Cristo).
Por lo tanto, si Putin apoya su defensa de las naciones occidentales en su fidelidad a los valores bíblicos, ¿quién puede negar que éstos se están erosionando cada vez más rápido? – “Gracias, señor Presidente, por querer defendernos, pero sinceramente no nos interesa su defensa. Amamos nuestro liberalismo porque nos da libertad para pecar como queramos. Usted está tratando de salvarnos de nosotros mismos, pero nosotros adoramos a Mammon (dinero), y adoramos nuestra libertad, igualdad y fraternidad. Elegimos ir al infierno. Por favor, déjenos en paz. Tardamos siglos en deshacernos de Dios, y no lo queremos de vuelta”. Tal es la reacción de Occidente, implícita si no explícitamente, al enfoque político de Putin. Necesita apóstoles de fuego que expongan el caso religioso en sus términos más absolutos –
Dios existe, inmutable desde toda la eternidad. Él eligió libremente crear criaturas espirituales, ángeles y hombres, con una tierra material, para tener seres que participaran de su bienaventuranza infinita. Pero Él no quiere robots en Su Cielo, así que cada criatura espiritual tuvo o tiene que usar su libre albedrío para elegir pasar la eternidad con Él en el Cielo en lugar de pasarla sin Él en el Infierno. Sin embargo, un tercio de los ángeles y la pareja humana original escogieron el Infierno. Él preparó una raza para proveer a su divino Hijo de una cuna humana para que tomara la naturaleza humana para reparar esa Caída. Esa raza crucificó a Su Hijo, y ha combatido desde entonces la Iglesia que Su Hijo instituyó para continuar salvando almas hasta el fin del mundo. Esa lucha es una guerra cósmica, la fuerza impulsora de los acontecimientos mundiales.
Kyrie eleison.