English French German Spain Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

martes, 28 de febrero de 2017

IL FOGLIO CONFIRMA INFORMACIONES SOBRE NEGOCIACIONES SECRETAS ENTRE LA FSSPX Y ROMA



LA IGLESIA DE SANTA MARÍA INMACULADA DEL ESQUILINO Y EL EDIFICIO ADYACENTE A ESE TEMPLO (A LA IZQUIERDA) 

[ADDENDUM 7-3-17: en este sermón, de 3 de marzo, Mons. Fellay niega que la Fraternidad esté adquiriendo la iglesia de Santa María Inmaculada del Esquilino, pero reconoce que la FSSPX busca adquirir una iglesia en Roma y que el Vaticano interviene en esa operación a través de la Congregación para los Religiosos. Reconoce, entonces, lo esencial de las informaciones que últimamente han sido dadas a conocer sobre este asunto]

NOTA DE NP: ¿POR QUÉ ES (O ERA...) SECRETO EL PROCESO DE ADQUISICIÓN DE ESTOS INMUEBLES? TODO INDICA QUE LA RAZÓN ESTÁ EN QUE MÉNZINGEN QUERRÍA EVITAR MAYORES PROBLEMAS CON EL SECTOR ANTIACUERDISTA DE LA FSSPX, AL QUE LE PARECERÍA MAL QUE SE ESTÉN ADQUIRIENDO ESTOS EDIFICIOS SIN QUE TODAVÍA LA FSSPX HAYA SIDO REGULARIZADA, PUES ELLO PROBARÍA QUE MONS. FELLAY ESTÁ RESUELTO A LEGAR A ESE ACUERDO AL COSTO QUE SEA.
TENGAN EN CUENTA LOS LECTORES QUE, SEGÚN INFORMACIONES CONFIABLES PROVENIENTES DE SACERDOTES DE LA FRATERNIDAD, LA MAYORÍA DE LOS PADRES DE LA FSSPX ESTARÍA CONTRA EL ACUERDO.


Fuente: Il Foglio


Confirmación sobre las negociaciones secretas entre el Papa y los Lefebvristas

El Catholic Herald retoma el anticipo dado por Il Foglio sobre la negociación para la adquisición del complejo de Santa María Inmaculada en el Esquilino, que se convertirá en el Centro de Estudios de la Fraternidad San Pío X.
De la Redacción.
28 de febrero de 2017.
Roma. El Catholic Herald retoma el anticipo dado la semana pasada por Il Foglio sobre las negociaciones en curso entre la Santa Sede y la FSSPX para la adquisición del complejo de Santa María Inmaculada del Esquilino, destinado a convertirse -cuando sea instituida la prelatura personal y sea curada la fractura- en el centro de estudios de la comunidad lefebvrista en Roma. Se confirma el papel de gran artífice de Mons. Guido Pozzo, secretario de la Pontificia comisión Ecclesia Dei, que desde hace tiempo se ha ocupado en el acercamiento de las partes después de la ruptura traumática del 2012, cuando Mons. Fellay no aceptó de manera sorpresiva el protocolo de acuerdo propuesto por Benedicto XVI.
El leído portal Vatican Insider confirmó que se está yendo hacia el acuerdo "a pequeños pasos", al tiempo que observa cómo el proceso para la adquisición del complejo de Santa María Inmaculada del Esquilino requiere procedimientos lentos y de no fácil realización. Escribe Andrea Tornielli que “la propiedad del instituto está de hecho separada la de la iglesia de la Inmaculada: esta última, en donde se celebra regularmente la misa, es una rectoría del Vicariato y sólo cuenta con un aposento adyacente para el rector. Desde hace tiempo, los lefebvristas están interesados en la compra de una sede en Roma. El orden para adquirirlo es obtener el visto bueno de la Congregación para los Religiosos a fin de poder llevar a cabo la venta. Y, en el caso de que se llevara a cabo la transacción, para todo lo relacionado con el eventual uso de la Iglesia tendrán que dirigirse a la diócesis de Roma, pues es su propietaria”.   
Obstáculos que no parecen ciertamente insuperables, según confirmaron Il Foglio fuentes que siguen de cerca el expediente. Especialmente si entre los que más empujan para el acuerdo está el Papa en persona. En los procedimientos para la adquisición de Santa María del Esquilino, está trabajando desde hace tiempo el P. Alain Nély, asistente general de la Fraternidad. Presente, junto a Fellay y a Mons. Alfonso de Galarreta, en Santa Marta del 17 al 20 de enero.

En todo caso, más que Pozzo, es precisamente el papel del Papa el decisivo en el asunto. Es Francisco que desde siempre está bien dispuesto respecto a la FSSPX, cosa confirmada muchas veces también por el mismo Fellay. Éste último tendrá primero que obtener el visto bueno de la variada realidad que maneja, dividida entre los alemanes más blandos y los franceses menos dispuestos, aferrados a posiciones más rígidas. Tan pronto como el Superior esté en condiciones de firmar los acuerdos, comenzará el procedimiento para la institución de la prelatura personal. En Ecône están confiados en que, si no está a la vuelta de la esquina, sea cuestión de no muchos meses.